miércoles, abril 01, 2015

El mejor anime del 2014

Shirobako

Los primeros instantes de esta serie no invitan al optimismo. Cinco chicas monas que comparten un club de animación en el instituto y que comen donuts no es la mejor premisa del mundo, y menos si viene respaldada por PA Works, un estudio que sabemos normalmente da poco más que productos mediocres con una animación de escándalo. Pero PA se ha resarcido de incontables decepciones y se ha marcado uno de los mejores animes de los últimos años.
El año pasado deje vacante la plaza de mejor anime del año en los premios del blog porque Monogatari no había entrado en el año físico de milagro y no sabía cual escoger entre Kyousougiga, Kill la kill, No game no life y Space brothers (series a las que ahora tendría que añadir Log Horizon), y me alegro porque ahora puedo otorgar sin ningún tipo de trampa ese premio a esta serie. Kyousougiga puede ser más simbólica y profunda. Kill la Kill y No Game pueden ser puro divertimento. Space Brothers puede ser más dramática. Log Horizon puede ser más psicohistórica. Monogatari puede ser más emotiva. Pero Shirobako es, en general, más equilibrada y redonda. Es una serie de Win / Win.

Shirobako es de esos animes que no hacen ruido y que fácilmente pueden ser ignorados por la masa al comienzo de una temporada. Pero cuando casi por casualidad ves el primer episodio descubres que puedes estar ante una serie muy interesante y gratificante, y cuando has visto unos pocos más... te alegra ver que el primer episodio no fue una casualidad y que puedes encontrarte ante algo muy grande, uno de esos animes distintos que aparecen muy ocasionalmente. Conforme avanzan los episodios es como leer un buen libro, y cuando alcanzas la mitad no puedes esperar para ver como continua, pero al mismo tiempo te asalta una extraña sensación al ver que cada vez te queda menos. Y cuando acaba sientes al mismo tiempo el gozo de haber llegado al final de un viaje y la tristeza de despedirte de unos amigos... y entonces te das cuenta de que has visto uno de los mejores animes de tu vida, y te sorprendes al darte cuenta de que no ha alcanzado ese estatus con comedia, acción o drama, lo ha hecho con normalidad, con simple cariño hacia lo que él mismo es. Porque al final, con cada plano entregado, con cada animación realizada, con cada fondo diseñado, con cada línea grabada, te sientes partícipe del triunfo de los protagonistas sobre la adversidad y compartes un poco de su felicidad. Y eso es algo que muy pocas series consiguen.
El ritmo de la serie es sorprendente, porque es siempre elevado. Hay clímax dramáticos con algunos de los protagonistas, pero en general en cada episodio suele haber una pequeña subtrama absolutamente importante que sirve como motor y que nos muestra algo del proceso de animación al tiempo que desarrolla a algún personaje. En su desarrollo la serie consigue mezclar el humor más clásico e inocuo del anime con otros gags más paródicos que bordean la cuarta pared y que homenajean al mundillo. A su vez, este humor se intercala con algo de drama laboral o personal, y por último se adereza con algo de nostalgia.
El diseño de personajes es muy variado, hay una recreación de decenas de personalidades reales de la industria, pero al mismo tiempo estos se dan la mano con otros personajes o diseños que son los suficientemente "particulares" como para darle un tono bohemio y extravagante a la serie, consiguiente un gran colorido y fuerza visual que queda realzado por la -como era de esperar- soberbia animación de PA Works. 
Además de algún recurso visual clásico de comedia, la animación y los diseños de la serie se ven favorecidos por la temática de la serie, que da lugar para momentos absolutamente surreales por las "obras maestras" en la que el estudio trabaja y en las que sus trabajadores creen a ciencia cierta (con lo que la serie no tiene problema en colarse en sus cabezas y mostrar sus pensamientos). 
Visualmente no es una serie de grandes alardes o momentos espectaculares, pero tiene sus detalles y triunfa -principalmente- por lo cuidado de sus diseños y su animación (siendo necesario decir aquí el gran trabajo de sus fondos y el hecho de que normalmente podemos ver muchos personajes en pantalla). 
Y ahora llega el momento curioso, porque tras dos entradas suplementarias y una larga lista de alabanzas... diré que no es una serie recomendable. La considero una serie imprescindible, pero no una recomendable. Para disfrutar esta serie hay que ser un gran amante del medio. No es una serie para novatos, que no entenderán la mitad de los tecnicismos ni les importará, así como tampoco entenderán las referencias a otras series o a muchos clichés. Es una serie para aquellos que tenemos lista en Myanimelist, y donde esa lista hace mucho que superó el centenar de series. Es una serie para aquellos que disfrutamos más con Osaka que con Eren Jaeger, o para aquellos que preferimos a Shiroe antes que a Kirito.
No es una serie de la cual vayamos a ver cosplays en los salones del manga, pero es una serie que seguirá siendo recordada y revisionada por sus seguidores cuando todos esos disfraces sean pasto de las polillas.

18 comentarios:

toti dijo...

Vi el primer capitulo y no la seguí viendo, creo que fue una mala decisión (Fue por flojera más que por otra razón).

PD:
*Se ajusta los lentes*

"Para aquellos que preferimos a Shiroe antes que a Kirito."

No podría estar más de acuerdo.

Mitzburn dijo...

verdaderamente no me lo creo que haya una serie asi como la describes los cual como loco buscare para verla y asi disfrutarla.

Magrat Ajostiernos dijo...

Totalmente de acuerdo contigo.
Este anime es de 10, digan lo que digan.
A mi el penúltimo capítulo incluso logró arrancarme unas cuantas lágrimas (la historia de la seiyuu me llegó al alma, la verdad)…
Es una serie tan diferente a todo que no deja de sorprender que hayan sido tan fieles a la idea original desde el principio hasta el final, sin meter nada que fuera más atractivo al público.
A mi me ha encantado, y coincido contigo que es una de las mejores series de los últimos tiempos (también es cierto que adoro el mundo de la animación en general y su proceso, no solo el anime, lo que ayuda…), esperemos que se anime más gente a darle una oportunidad

:)

eter dijo...

toti, es un anime duro de primeras, no se cuantos personajes pueden llegar a presentar en el primer capítulo... pero recompensa de sobra el esfuerzo.

Mitzburn, es posible que me haya pasado un poco con los halagos XD. Pero bueno, basicamente, me ha encantado, la considero muy buena y la recomiendo fervientemente.

Magrat Ajostiernos, yo al principio pensaba ponerle un 9 en MAL por convencionalismo... pero conforme pensaba en la serie me daba cuenta de que más y más me había gustado y de que tenía algo que tienen muy pocas series.
El capítulo 23 es épico, con ese surreal momento del director en plan western que normalmente sería ridículo, pero que funciona de sobremanera... y luego el final, por muy previsible que fuera, hace que se te salten las lágrimas... como también te se saltan en el último con el discurso de Miyamori, verdaderamente precioso.
Sus ventas han ido subiendo bastante, y en MAL esta muy bien valorada. Creo que se esta dando un fenomeno boca a oreja con esta serie y me alegro. A ver si tenemos suerte y se anuncia una segunda temporada, que en teoría estaba planteada como una serie de 50 capítulos con 4 arcos (quedarían el de Miyamori como "Line producer", que supongo que sería coordinando dos series al mismo tiempo, y el de "Producer", que tendría que ser la serie de los 7 dioses).

Anónimo dijo...

pardiez! habrá que verla un día de estos. Dedicarrle tres entradas seguidas no es algo para tomar a broma xd

eter dijo...

Bueno, basicamente tenía una entrada larga y la he partido en tres porque pensaba que así sería más llamativo XD

Yer_Wells dijo...

Suscribo casi todo lo que dices, majo. Pronto también le tengo pensada hacer una buena reseña.

Anónimo dijo...

Una pequeña corrección técnicamente seria hasta ahora el mejor anime del 2015 ya que recién termino en este año solo se cuentan las series terminadas. Solo eso digo.

Belldandy dijo...

Yo la abandoné creo que en su cuarto o quinto capítulo. Con lo bien que la habéis puesto Magrat y tú parece que me estoy perdiendo una gran serie, pero es que no conseguí pillarle la gracia y... me aburría. Por mucho que haya visto muchos animes, una serie sobre cómo se hacen no me interesa, y las bizarradas y exceso de personajes me sobrepasó. Me alegro de que la hayáis disfrutado tanto y me apena que no haya sido para mí =(

PD: Demoledora la última frase de la reseña.

eter dijo...

Yer_Wells, esperando que estoy leer esa reseña :)

Anónimo, bueno, pero estoy contando las que comenzaron en 2014 XD (más o menos, porque desde luego ese no fue el caso de Space Brothers).
En fin, soy un poco tramposo, pero no creo que pase nada. No tenía ninguna serie con esa etiqueta... y así me dejo libre la de este año para Durarara si remonta el vuelo.

Belldandy, sobra decir que para gustos los colores, y si no te interesaba demasiado... haces bien en dejarla, es una de esas series que además son bastante agotadoras para seguir.
Algo que no me ha gustado de la reseña es que me ha quedado demasiado grandilocuente, parece como si fuera obligatorio que este anime gustase de lo maravilloso que lo pongo, y obviamente no tiene porque ser así.

Crisis dijo...

Acabo de terminar de verla. Muy buena, aunque no tengo claro que vaya a marcar un hito.
Eso si. Destila un gran amor por el anime. Y tanto el penúltimo episodio, como el discurso final de Miyamori me pusieron la carne de gallina. Lo dicho, amor en estado puro por su trabajo.

eter dijo...

ja ja ja, lo de la revolución es que ya iba desbocado en la reseña a la hora de ponerla por las nubes XD.

Ya fuera de coñas, no se si marcará un hito, pero si creo que va a ser relativamente importante, y desde luego tendra status "de culto".
Primero por la seriedad, amor y respeto con la que trata la industria, eso es bastante inusual.
Segundo, creo que dentro de los slice of life hay pocos así, es de adultos y no está centrada ni en comedia, ni en dramas románticos o personajes... sencillamente, trabajo.

Kururin dijo...

Venga va, me has convencido, ahora que he vuelto a ver algo de anime. A priori es un Bakuman con tías, no? También la comparas con Genshiken, con que me ría la mitad que con esa, me vale.

eter dijo...

Las comparo por temática, pero esta es bastante más seria que esas dos. La comedia existe y funciona más o menos bien, pero es una comedia natural y la serie no se suele orientar explicitamente hacia ella.

Setzer dijo...

Genial la serie, y la entrada tambien curradisma.
Va a ser complicado ver anime después de esto sin pensar en todo lo que lleva detrás o sin pensar que habrá llevado a hacer un capitulo resumen o que un episodio tenga peor calidad.

Por cierto, el nombre de la serie, Shirobako, significa caja blanca. Supongo que lo pusieron porque han querido mostrar el proceso que hay entre la obra original y el anime ya producido, que hasta ahora era una especie de 'caja negra' que hacía las cosas sin entrar en detalles para la mayoría del público.

eter dijo...

Hombre, depende, no es lo mismo un anime de PA, Kyoto o Wit, que cuidan mucho esto que JC Staff u otras así que llevan varias series y que además tienen presupuestos mucho más ajustados.
Ya ni hablar de las series eternas tipo One Piece, donde cada saga es peor que la anterior.

pd: Lo de la caja blanca lo sabía... como curiosidad, en teoría te regalan un cofre blanco para los dvd/blu-rays cuando los tengas todos.

Anónimo dijo...

Me ha gustado los que has dicho de que es para los que tenemos mas del centenar de series en MAL, no es para todo el mundo pero la he disfrutado mucho. Es curioso, al principio cuando vi que eran 24 episodios me parecieron muchos y casi no la empiezo, pero ahora quiero una segunda temporada.

Y las OVA ha sido genial, a ver si la segunda se es del Escuadron Aereo, me encantaría verlo.

eter dijo...

La segunda OVA tiene que ser, sí o sí, el último episodio de Girls Aerial Squad