sábado, enero 23, 2016

La absurda geografía de One Piece

One Piece 813 - Una invitación a la fiesta del té

El de esta semana no me ha parecido un capítulo especialmente bueno, necesario, sí, pero no especialmente bueno. Tras el bombazo de la semana anterior, este ha sido un capítulo para digerirlo. Internet me había preparado para la teoría de "Mr.Prince", así que no me sorprendió especialmente, y este ha sido un capítulo para justificar tal revelación con un poco de backtracking (para eso y para ensalzar con coherencia la figura de cierto gato al que un Capone bastante crecidito llama monstruo).
El planteamiento de esta saga me está gustando bastante. Puede parecerse algo al rescate de Robin... pero es que si somos francos en la mayoría de los shonnen todos los arcos argumentales son de rescate de algo o de alguién... porque esa es la motivación más aceptable para los buenos. Desde luego esta forma de volver a meter a Big Mom en la ecuación nadie se la esperaba y los posibles escenarios ahora mismo son innumerables.
Ahora bien, independientemente de que no me guste que se reabra el pasado de los personajes, y de que no me gustan las ascendencias legendarias (aunque en este caso eso sería muy discutible, ya que Sanji huyó de ese pasado), el capítulo me ha recordado uno de los disparates más entrañables de One Piece: su geografía.  
Me ha hecho gracia que Nami hubiera comentado como algo significativo que Sanji estuviera en el East Blue siendo oriundo del North Blue. Me ha parecido gracioso porque en el mundo de One Piece las fronteras son absurdamente absurdas. Tenemos una cordillera de 10000 metros de altura que separa el mundo, y los dos océanos están a su vez divididos en dos partes por una franja de mar supuestamente estrecha... franja de mar en la que se aglutinan infinidad de islas con un porcentaje bastante alto de las naciones del mundo.
Entiendo que, sencillamente, nos encontramos ante una restricción propiciada por los primeros años del manga, cuando los grandes océanos eran grandes y había un quinto, un mar desconocido donde todo era posible (concepto que luego Oda hubo de rediseñar para dar ese rol al Nuevo Mundo, habida cuenta de lo importante que era que hubiera una parte que estuviera controlada por los Marines o el Mundo Civilizado).
No es una queja. One Piece no es un tratado de geografía, eso está claro, a Oda no le importan los tamaños ni la coherencia de estos ni siquiera cuando se trata de dibujar personajes. No importa, One Piece es fantasía y aventura. Pero no deja de parecerme forzado cuando Oda expone la dificultad de viajar de un oceano a otro como algo importante. Sí, supuestamente los medios para este viaje son muy limitados, pero en esta serie las distancias nunca han sido importantes. Hemos visto personajes viajar de un mar a otro con una facilidad pasmosa, podemos pensar que los Marines y los grandes piratas tendrán sus medios particulares... pero es absurdo pensar que no hay un medio para viajar para los civiles y que todos estos están encerrados en sus océanos. Como son absurdas esas naciones que se reducen a una isla bombardeable por una Buster Call (puedo comprarle a Oda que las grandes naciones estén en los océanos calmados a pesar de las incongruencias que ello supondría, pero me habría gustado que Dressrosa fuera más parecida a Arabasta en tamaño) o esas distancias extrañas donde todos pueden llegar a cualquier isla en un par de días a no ser que el guión requiera que el protagonista rescate a su hermano de una prisión submarina.
La arbitrariedad de las distancias en muchas series de ficción siempre ha sido divertida, siempre están al servicio del guión, para retrasar al protagonista o al villano lo justo y es uno de esos puntos donde se pone a prueba la complicidad del espectador/lector. En ese sentido, no puedo hacer otra cosa que apiadarme de Oda cuando intenta cuadrar un mundo en el que Akainu, Aokiji, Shanks, Kaidoh, Dragon, Luffy, Barbanegra y Gaimon -llegadas las circunstancias- no están entre ellos a más de unos pocos días de viaje.  

8 comentarios:

Mike dijo...

En instantes mas doy mi comentario extenso al respecto, lo que si es que hago apunte del tema de las distancias en el anime. Como ejemplo Dragon Ball Z, donde la escala de poder era algo inentendible (aun mas para toriyama) y eso se reflejaba en las velocidad. En un episodio te mostraban a Pan dandole 10 vueltas a la tierra y en otro a duras penas un personaje de un nivel alto (super saiyajin full power o mas) tardaba horas en llegar de un punto a otro..

Arthas Nerzhul dijo...

¿Big Mom con hijas? soy incapaz de imaginarme como es el padre XD. ¿La familia de Sanji pretendia casarlo con una hija de Big Mom? y yo que pensaba que eso seria cosa de Big Mom, que se habria enterado de la buena cocina de Sanji y le pudo la gula XD.


PD: como imaginaba, Pekoms ha sido dejado atras y hará las veces de Vivi, guiando a la banda al Tea Party de Sarah Palin..... quiero decir, Big Mom.

Combo dijo...

http://www.onepiecegold.com/wp-content/uploads/2016/01/Chapter_124.png

Combo dijo...

el nombre del capitulo, la maleta de sanji y el nombre de la estacion.
desde cuando oda tenia pensado todo esto?

Daniel Deux Ame dijo...

Aunque esa portada más el nombre del capítulo son precisos, siento que son más coincidencia que nada.

Pennywise dijo...

Yo es que los mapas de los libros de fantasía me los miro rapido y luego me dejo llevar porque no me entero de nada. Soy lo más cercano que hay en el mundo real a un Ryoga de carne y hueso, ¡Viva el gps y viva la vivre card!

Anonimatus dijo...

No creo que el viaje entre distintos océanos en el mundo de One Piece sea tan difícil, lo más probable es que en el Red Line tenga zonas de altura bastante inferior a los 10000 metros y que tengan canales que conecten los océanos, obviamente esas zonas estarían controladas por los marines forzando a los piratas a viajar de otras maneras como tuvo que hacer la banda de Luffy.

Lo de Sanji siendo parte de una familia de aristócratas poderosos no queda fuera de lugar, ayuda explicar que sea más educado que otros miembros de la banda y sus desfasado caballerismo con las mujeres.

Ni una mención a Whit, creo que es importante que Oda le haya un subordinado con nombre y con aspecto singular a otro Supernova, por su pinta y su tic verbal apuesto que el usuario de la Fruta Rana. También me hace preguntarme cual es el secreto de Sanji.

Por último la imagen final de Sanji diciéndole adios a los demás me recuerda muchísimo a Corazón antes de despedirse de Law.

eter dijo...

Mike, Dragon Ball era muy grande en ese sentido... aunque bueno, al menos Toriyama -aunque sólo fuera porque lo necesitaba para dar tiempo a los entrenamientos- respeto las distancias en el espacio XD.

Arthas Nerzhul, creo que ninguno ha pensado en el padre... y lo cierto es que sí, da miedo imaginar al consorte de ese monstruo XD.
Y sí, Pekoms tiene un diseño demasiado del gusto de Oda como para que no pasarlo al bando de los buenos o darle mucho peso en la historia.

Combo, concuerdo con Daniel Deux Ame, independientemente de lo bien que hile Oda algunas cosas, creo que es una simple casualidad.

Pennywise, yo soy muy de los mapas... es lo malo de empezar con Tolkien. Me encanta cuando en los mangas salen mapas de paises y algo de contexto de este tipo... lastima que muy pocos autores utilicen de forma seria este recurso.

Anonimatus, claro, las rutas deben de estar controladas, pero es ridículo pensar que no hay ninguna forma de pasar de una isla a otra... aunque sea una red de teleféricos gigantescos en la Reverse Mountain.... aunque viendo el nivel de algunas faraónicas obras de la serie, o de algunos inventos, se antoja raro que no hayan conseguido llegar a Raftel por otro medio que no sea un barco.
El secuaz de Capone no termina de gustame. Me gusta su nombre (Vito, en la versión que leí), y sin duda sabe algo y va a dar juego... pero su diseño me parece extremadamente genérico (me gusta lo de la fruta Rana-Rana)