domingo, julio 21, 2019

Ausencia de pegada

One Punch Man 2

Hace unos tres años Saitama conmocionaba el mundillo del anime con la primera adaptación de sus aventuras (ver reseña); aquel era un anime extremadamente sencillo, pero igualmente muy disfrutable, un anime original en su punto de partida y terriblemente atractivo en su apartado visual. Esta secuela fue muy esperada durante años, pero entonces descubrimos que Madhouse no la iba a animar y que en su lugar tendríamos a una JC Staff que parecía no ofrecer las mismas garantías a pesar de tener también animes muy potentes en su haber... sin embargo rumores muy feos parecían indicar que la producción iba muy mal, y finalmente los temores se confirmaron y hemos tenido una segunda temporada fallida a todos los niveles.
Habría que decir que el principal problema no es técnico, una serie floja visualmente puede ser facilmente una obra maestra. El problema es que con One Punch uno sabía que el guión no iba a ser nada del otro mundo, pero bastaba con que fuera funcional y cómico para que la animación intentará alcanzar el grafismo superlativo de la versión de Yusuke Murata. El problema es que la animación no ha estado a la altura, con combates que se omitían y escenas bastante mal animadas en líneas generales. Ha habido algún que otro momento medianamente digno, pero la serie es una pálida sombra del espectáculo visual que fue su predecesora.
No obstante, el verdadero problema está en el guión, que se siente claramente inconexo e incompleto. La serie no tiene sentido en su misma estructura, el arco argumental que cubre claramente requiere más de 12 episodios con lo que al final vemos como intentan darle un cierre más o menos lógico a pesar de que hay una amenaza clara en el horizonte. 
Es interesante el enfoque de que todo parezca narrado para Garo, el auténtico protagonista de la temporada y el único que tiene algo parecido a un desarrollo o a un trasfondo, pero el precio que paga la serie por esto es la ausencia parcial de Saitama, que pulula por la serie como una presencia algo difusa para aparecer de vez en cuando y acabar con un monstruo de un golpe. El que Saitama derrote así a los monstruos es el alma de la serie, pero en esta temporada claramente todo se centra en otros personajes y Saitama es demasiado "Deux Ex Machina", en la estructura del manga no es tan problemático al haber todavía mucha trama que contar y entenderse mejor que el protagonista ceda algo de su protagonismo en los actos previos al desenlace, pero con la limitación de 12 episodios de este manga la historia queda cerrada de una forma muy abrupta y el rol de Saitama no termina de parecer natural. Además, sin Saitama, todo queda en manos de otros secundarios, y Garo funciona como antagonista, así como las inclusiones de Fubuki y King resultan bastante satisfactorias por la épica y la comedia que aportan, pero particularmente nunca he sido muy fan ni de Genos ni de Sonic, y aquí además aparece un luchador molón que no es especialmente molón en una gran trama de un torneo de artes marciales que resulta en líneas generales algo anticlimática.
Una temporada bastante decepcionante y floja que en ningún momento puedo calificar de recomendable. Comparte muchos de los pecados de otra segunda temporada (ver reseña), y como en aquel caso tiene el dudoso honor de desmerecer por completo a su predecesora y enterrar el interés de un servidor por la franquicia.

viernes, julio 19, 2019

Libertadores

One Piece 949 - Momia

Ya había habido escenas parecidas, pero eran algo distintas. Todos recordamos ese “ayúdame” de Nami, la pelea a puñetazo limpio con Vivi o el trato que en si que Luffy le ha dado recientemente a Momonosuke como monarca y no como niño. Luffy siempre tenía una persona a la que proteger, alguien que personalizaba a la isla a la que habían llegado como Rebecca, Shirahoshi, Mont Blanc Cricket o la misma O-Tama en Wano. Pero igualmente que tenía un protegido, tenía un enemigo. Aquí obviamente ese enemigo es Kaidoh –y Orochi en menor medida, aunque sigo creyendo que la serpiente de ocho cabezas será para Mononosuke, Kin´en´mon y cía quizás con la ayuda de Zoro-, pero el Emperador esta lejos y en estos momentos ni contempla a Luffy como un problema, no es como cuando Luffy y su banda desafiaron a Hodi Jones y su ejército ante toda la nación submarina. Aquí tenemos a Luffy sólo ante un grupo de personajes anónimos de Wano. Y creo que nunca habíamos visto una escena así, con un Luffy tan señorial o imperial, destilando carisma y heroísmo en el sentido más clásico de la palabra, ejerciendo la Voluntad de D o el haki del conquistador de una forma tan majestuosa como simple. 
No es un gran capítulo a nivel de acción, es meramente funcional. No hay unos grandes enemigos porque lo de las enfermedades como amenaza es ridículo desde el momento en el que el gas de Caesar no resultó mortal y es mejor no hablar de los gifters. Pero creo que es un capítulo que Oda ha preparado a lo largo de los últimos meses con una trama de Udon que no era la mejor pero que ahora queda completamente justificada por estas escenas en las que Luffy se presenta claramente como un libertador y no como un aventurero que no tiene que vivir con las consecuencias de sus acciones en una isla. En Water 7 Luffy declaró a Pauley y cía que estaba dispuesto a declarar la guerra al mundo y luego Sogeking quemó la barrera, pero era obvio que Luffy no iba a embarcarse de inmediato hacia Mariejoa. En la isla submarina Luffy declaró abiertamente la guerra a Big Mom para proteger a sus amigos, pero había un océano de distancia e incluso intentó negociar con ella. Este capítulo es un hito más en el manga en ese camino de Luffy para convertirse en el rey de los piratas. Frente a un rival al que ya esta convirtiendo en aliado, frente a la niña que esperaba la promesa de volver de Ace, frente a los más descreídos del reino y frente al futuro shogun de estos, justo tras el sacrificio de Yasu, la liberación de Wano ha comenzado.

miércoles, julio 17, 2019

OPDM - 049A - Valoración Temporada Anime Primavera 2019

Programa de anime de temporada y -como viene siendo habitual- lo partimos en dos entregas, resumiendo en esta primera entrega lo que fueron los animes de la última temporada. 

Además, en nuestra enciclopedia friki tenemos la U y aprovechamos para montar un pequeño monográfico de Urasawa.

Terminamos el programa con la reseña del juego Minimetro, y con una serie de segundas opiniones sobre temas de los que ya hemos hablado previamente.



Los tiempos del programa son los siguientes:

00:01 - Opinion Final Temporada Anime Primavera 2019

Sarazanmai
One Punch Man 2nd Season
Yatogame-chan Kansatsu Nikki
Nobunaga-sensei no Osanazuma
Hitoribocchi no Marumaru Seikatsu
Hachigatsu no Cinderella Nine
Mix: Meisei Story
Kono Yo no Hate de Koi wo Utau Shoujo YU-NO
Carole & Tuesday
Senryuu Shoujo
Fairy Gone
Bokutachi wa Benkyou ga Dekinai
Kenja no Mago
RobiHachi
Kimetsu no Yaiba
Sewayaki Kitsune no Senko-san
Midara na Ao-chan wa Benkyou ga Dekinai
Mayonaka no Occult Koumuin
Isekai Quartet
Kono Oto Tomare!
Shoumetsu Toshi
Fruits Basket (2019)
Joshikausei
Nande Koko ni Sensei ga!?
Araiya-san! Ore to Aitsu ga Onnayu de!
Miru Tights
Kyochuu Rettou
Wataten OVA
Tensura OVA 2
Tate no Yuusha
Dororo
Jojo Vento Aureo
AGGRETSUKO 2
7seeds

01:42 - Enciclopedia: Naoki Urasawa
02:24 - Minimetro
02:34 - 2ª Opinion: Rime, Spy x Family, Overlord

Como siempre, muchas gracias a todos los que nos comentáis, os subscribis, le dais al like o ayudaís de alguna forma a llevar la sabiduría de este humilde podcast a nuevos oídos.

lunes, julio 15, 2019

No la mejor clase del Buen Doctor

Cien preguntas básicas sobre la ciencia


Curioso, pero no especialmente recomendable libro de Asimov. El título es relativamente correcto, pues el Buen Doctor nos expone 100 preguntas y responde a ellas, pero son preguntas a las que respondía en una publicación de los 60 y que le eran formuladas por los lectores; ello se traduce en que el nivel es relativamente alto y las temáticas no muy variadas. Por supuesto Asimov responde con su elegancia y sencillez habitual, y hay explicaciones muy interesantes y amenas (aunque no dejan de estar ancladas a las teorías científicas de hace medio siglo y algunas respuestas parecen muy obsoletas si no directamente erróneas), pero el libro no deja de ser una recopilación de pequeños artículos y -aunque esten ordenados por temática- uno no puede evitar pensar que le falta cierta estructura o que la progresión de temáticas y preguntas no es la mejor.

Son unas doscientas páginas y tiene muy buenas -interesantes y divertidas- exposiciones, pero en general no deja de ser una pequeña colección casi de ensayos por la que no ha pasado muy bien el tiempo y que no constituye una lectura especialmente recomendable. Los libros más expositivos del autor me parecen una obra mucho más interesante.

sábado, julio 13, 2019

La ausencia de un gran poder conlleva una mayor responsabilidad

Spiderman: Far from home

Sensaciones algo encontradas con esta "Spiderman" a la que le tenía bastantes ganas tras su simpática primera entrega (ver reseña), esta bien, es entretenida y todo eso... pero le falta algo de "entereza". La película funciona muy bien como vehículo para todos sus personajes, pero no tiene una trama verdaderamente importante que funcione, todo esta demasiado supeditado al desarrollo de sus personajes. Tom Holland sigue componiendo un Spiderman amigable y divertido, y la película hace un buen trabajo haciéndolo crecer como superhéroe bajo la sombra de un Iron-man ausente y los hechos de los Vengadores. Como película de desarrollo de Spiderman, incluyendo aquí también su relación con "Mary Jane" y Nick Fury, e incluso con su tía May, todo funciona muy bien. La película consigue un gran desarrollo del personaje que culmina con una primera escena post-créditos casi más importante que todo lo que la ha precedido.
El problema es que la trama principal, la amenaza, no termina de cuajar del todo. Misterio es... Misterio. Creo que es un villano que podía funcionar en los 60, pero hoy en día se siente muy anacrónico; visualmente es espectacular, no está mal a nivel de guión y lo interpreta un actorazo como Jake Gyllenhaal, y se agradece que no veamos al condenado Duende Verde, pero al final no deja de ser un tipo con una pecera en la cabeza. La película tiene un ritmo raro donde se compagina un viaje de fin de curso por distintas ciudades europeas con una batalla contra una especie de elementales; obviamente la idea es presentar el conflicto entre la responsabilidad de ser Spiderman y el sacrificio de dejar de ser Peter que ello conlleva. Las batallas no están mal, y la parte estudiantil tiene cosas simpáticas (aunque también algún recurso en forma de Flash y otro rival que no terminan de funcionar), pero la mezcla de ambas se siente algo forzada y atolondrada.
La película funciona bien como vehículo para llevar a Peter de A a B, pero aunque se maneja bien durante ese trayecto tampoco nos ofrece unas vistas espectaculares. La acción no está mal y muestra algunas piruetas muy interesantes, pero no dejan de ser píxeles por aquí y por allá y básicamente uno a estas alturas sabe que se puede hacer de todo, es efectiva pero no grandiosa. La parte romántica y la comedia funcionan, pero no dejan de estar diseñadas a un nivel muy básico para un público poco menos que infantil.
Aunque no llega al nivel de Iron Man 2 (ver reseña), la película esta por completo supeditada al "gran plan" de Kevin Feige y en cierta manera le falta algo de identidad propia. Es entretenida y bastante recomendable como un entretenimiento ligero, pero me parece que también constituye un paso atrás con respecto a su predecesora.

miércoles, julio 10, 2019

¿Qué define a un "isekai"?

Desde tiempos inmemoriales la recreación de otros mundos en base a personajes del presente han estado presentes en las literaturas ¿qué es "vidas paralelas" de Plutarco si no un antecesor de "la visión de Escaflowne"? Chorradas al margen, lo cierto es que el "isekai" es un género con una presencia desorbitante en las novelas ligeras y, por herencia, en el manga y anime actual. Y el género del viaje a un mundo paralelo no tendría nada de malo, es una muy digna variante de la clásica fantasía que cuenta con la virtud de establecer un vínculo muy fácil e inmediato con el lector... el problema quizás sea que su popularidad ha viciado de sobremanera el género con algunos tópicos muy denigrantes enfocados al público adolescente japonés.

Así pues, aprovechando que recientemente he acabado tres series de este tipo...

DUELO (o editorial, o algo así) XX
La batalla de los isekais

Overlord
vs 
Tate no yuusha
vs
Kenja no mago

El elegido de los dioses

Uno de los puntos que más define a un isekai es su protagonista. El punto de partida de este género es el escapismo, los personajes protagonistas suelen ser practicamente hikkikomoris despreciados por la sociedad que de repente pasan a convertirse en alguién "especial". Este es uno de los grandes tópicos del género fantástico, el príncipe de una dinastía perdida con un gran poder. En nuestro mundo es difícil presentar a un hijo secreto de Zeus con una vaca díscola o algo parecido sin todo parezca ahora un plagio exagerado de Harry Potter (mis respetos ahí para Percy Jackson por aunar estos dos factores), el presentar un mundo completamente fantástico a lo "Lodoss" o "Berserk" es algo con lo que el lector se puede identificar (más si la inmensa mayoría de estos mundos tienen unas semejanzas brutales con el mundo actual), pero es más fácil aún hacer el viaje a un nuevo mundo. El protagonista (no nos engañemos, la mayor parte de isekais están protagonizados por varones) viaja a un mundo fantástico donde pasa a ser un héroe o un personaje capital. 

Hace algunos años podía haber casos en los que el protagonista fuera "normal" y parte de su mérito viniera de ello, donde su mentalidad "moderna" le hiciera destacar por encima del resto. Eso era lo que pasaba más o menos en "Zero no Tsukaima", e incluso diría que en "Re:Zero" o "No game, no life"; sin embargo ahora esta de moda reforzar la poca autoestima del lector y darle un protagonista absurdamente dopado. No tenemos un protagonista que viaja a otro mundo, tenemos prácticamente un piltrafilla que pasa a ser un Dios en su nuevo mundo, donde sus mayores desafíos serán de corte moral, y donde apenas hay personajes que estén por encima salvo unos pocos dioses que se dedican a no hacer nada durante milenios hasta que el protagonista actúa de catalizador entre ellos (excepciones con protagonistas débiles como "Hai to Gensou no Grimgar" son siempre bien recibidas, pero son relativamente marginales).

Kenja no mago sería sería un curioso ejemplo de isekai en este sentido, la serie es un conjunto de tópicos: su protagonista muere y renace en un mundo mágico para convertirse en un mago absurdamente poderoso. No obstante, ese poder viene dado de su mente inquisitiva -suponemos que consecuencia de su formación en nuestro mundo- que le hace enfocar la magia de otra forma y alcanzar grandes poderes, y además el protagonista renace como un bebe y pasa 15 años adiestrado por dos magos de gran poder. Kenja no mago no oculta ser una parodia del género, pero no deja de ser curioso que si cortamos los primeros 2 minutos de la serie esta podría pasar perfectamente por una serie de fantasía normal.


Overlord y Tate no yuusha son dos series mucho más tradicionales en su planteamiento. Aunque en ninguna de las dos su protagonista muere el principio de ellas si que nos encontraríamos con la otra gran variante, ambos quedan encerrados en un mundo mágico; además, quizás por herencia de "Hack", quizás porque su público es muy similar y ofrece muchas ventajas narrativas el poder hacer que el lector visualice una "interfaz", se ha establecido como un subgénero muy amplio el que estos mundos alternativos tengan la apariencia o la naturaleza de un videojuego. En Overlord tenemos a un personaje muy poderoso como suele ser común en los "isekais" de videojuegos, donde el protagonista de verdad se funde con el personaje que ha manejado durante años... aquí al menos el dopaje absurdo de Ains y todos sus conocimientos vienen dados por una cantidad ingente de horas dedicadas al juego. En Tate no yuusha si que tenemos un héroe gratuito al que se le confiere un gran poder y una gran responsabilidad que en ningún momento parecía buscar.

El sufrimiento del héroe

Más que la superioridad física, el isekai tiene como objetivo colocar al protagonista en un plano de superioridad moral o intelectual con respecto al resto del mundo. El protagonista puede no ser el más inteligente de todos los personajes de la serie, pero si suele tener una mentalidad más abierta o global; una mentalidad completamente acorde con los valores occidentales del siglo XXI que le coloca por encima de unos personajes con una mentalidad medieval, clasista, racista o incluso mezquina; y esto hasta le permite en ocasiones actuar como un villano si esa superioridad moral da a sus acciones la forma de justicia. Los isekais nos presentan unos mundos que son poco sostenibles socialmente, donde hay unos grandísimos villanos que se comportan como despóticos señores feudales y que componen el enemigo principal de la serie para que el protagonista pueda emerger como un gran héroe defensor de las libertades, la tolerancia y la Navidad. 

Es curioso en este sentido que el objetivo del protagonista -quizás por tradición narrativa- sea volver a su mundo original a pesar de que en este nuevo mundo parece encontrar el lugar al que de verdad siente que pertenece, un lugar en el que por supuesto es el protagonista de un mundo que gira a su alrededor y es el protagonista de esa vida que soñó de niño y no uno más de miles de millones de personas de habitan este mundo y que apenas serán recordados tras su muerte (en cierta manera el género de los isekais también entronca con ese paso de la niñez a la adultez como un último estertor agónico de alcanzar los sueños). A lo largo del isekai veremos un crecimiento del protagonista y como se forja un carácter de héroe a la fuerza que extrañamente suele ser contrario a todo lo que se intuía del protagonista en su vida previa. Es bastante triste, si nos ponemos a pensarlo y establece el género como un vehículo más de negación de la personalidad que de autosuperación; además uno de los puntos que diferencia mucho a los isekais modernos de los viajes a otros mundos más clásicos es que este suele comenzar con el protagonista muriendo, algo que ni mucho menos podemos considerar trivial.


Tate no yuusha sería aquí el mejor ejemplo. El héroe es arrastrado a la fuerza de su mundo para luchar en una guerra que no es la suya, y además recibe normalmente el desprecio o el odio por parte de una sociedad a la que no obstante protegerá como buen "héroe oscuro y resignado" que es, es un personaje que solo da sin esperar recibir porque sabe que es lo correcto y porque no podría soportar la culpa. El problema es que Tate no yuusha es una comedia involuntaria donde todo es demasiado absurdo y exagerado, todo el mundo parece enfocado en odiar al protagonista porque el lector de la novela es un adolescente que quiere ver reafirmada la sensación de que todo está en su contra sin una razón lógica, y eso construye un mundo absurdo y carente de lógica donde los personajes niegan la realidad que ven ante ellos porque el guión necesita que sean perpetuamente idiotas y que nos regala así la villana más ridícula imaginable. 

Overlord plantea aquí una interesante variación al presentarnos un personaje tan poderoso como consciente de su propia naturaleza humana frente a la de los "NPCs" que frente a él existen. Momonga es humano y tiene una moralidad básica que le insta a no ser un villano, pero es consciente de que no está en un mundo real y tiene como único objetivo el encontrar a más jugadores. El melodrama absurdamente exagerado del héroe del escudo es cómico; pero en la serie del esqueleto nigromante subyace una triste sensación de soledad donde el protagonista -ya aislado en previamente en el mundo real- intenta agarrar como puede los restos de sus antiguas amistades.

Kenja no mago por supuesto no tiene nada de esto, es una fiesta continua donde todo se sucede a unas velocidades absurdamente altas y donde el protagonista lo hace todo sin que le cueste esfuerzo o necesite siquiera que piense en ello. 

La interminable colección de faldas

Siendo los otakus unos marginados sociales en Japón, siendo este un género de reafirmación y fantasías adolescentes no podía faltar uno de los mayores lastres del manga/anime actual: la infinita colección de waifus y husbandos... a fin de cuentas las guerras de parejas o los doujins dan mucha popularidad a todos estos productos y la visibilidad es sinónimo de ventas, y el objetivo de todos estos autores de novelas ligeras -o al menos el de sus editores- es vaciar los bolsillos de sus lectores.

Así pues, si tenemos un protagonista con superioridad física tendremos a una colección interminable de chicas suspirando por él, y además la superioridad moral del héroe colocara a este ejército de modelos de lencería en una posición de inferioridad que las hará sumisas. Básicamente el sueño de cualquier macho beta.

Todos los isekai tienen su pequeña vertiente harem y añaden los defectos de este género a los suyos propios; por supuesto todas las chicas serán distintas entre ellas (a no ser que haya gemelas) en un estudiado mosaico de razas, rasgos y personalidades que hará que cada una de ellas (a no ser que haya gemelas) se adapte a un fetiche o unos gustos particulares que rara vez se solaparán y que compondrán entre todas un amplio abanico de opciones que hará que cualquier lector pueda tener su favorita. Y por supuesto rara vez el protagonista sentirá algo por ellas, pues no dejará de tener una posición dominante sobre cualquier relación y su objetivo no se reducirá a algo tan básico como llenar el nuevo mundo de descendientes. Lo importante en un isekai no es el romance en si, si no la posibilidad de él e incluso la sensación de que el protagonista renuncia a este porque tiene intereses más elevados. 

No obstante, teniendo en cuenta mi divagación anterior, es curioso que ninguna de las tres series se adapte especialmente bien a este esquema. Overlord cumple varias de las condiciones, y aquí tenemos incluso a una sucubo y una vampiresa suspirando por los huesos del protagonista; pero el protagonista literalmente no puede consumar ningún tipo de relación e incluso es incómodo presenciar las demostraciones de afecto de Albedo al ser el espectador consciente de que han sido literalmente programadas por el protagonista hasta el punto de que ni siquiera pueden considerarse una violación de su personalidad. Todas las féminas de la serie están virtualmente obligadas a amar al protagonista, lo que no hace si no reafirmar la sensación de soledad de este. 

Tate no yuusha sería un harem en un sentido más tradicional de la palabra, aunque el autor maneja de una forma sorprendente la situación y -a pesar de llenar la serie de beldades- únicamente una parece tener un interés romántico por el protagonista y la relación de este con ella no deja de ser muy paternalista. No deja de ser extraño como una serie que tiene todos los defectos de los isekais no haya caído en el que suele ser el más común de todos ellos. 

Y luego tenemos Kenja no mago, que sería la que mejor se adaptaría a la definición de harem compensado su falta de presupuesto con féminas para dar y tomar de todas las tallas y coloraciones capilares posibles... y que nuevamente demuestra ser una parodia del género resultando ser la comedia romántica más clásica de todas con una pareja muy clara desde el principio que todos los secundarios y secundarias se dedican a espolear para que avancen con una velocidad y seguridad muy inusitadas en el género, y consiguiendo con ello un desarrollo sorprendente y muy satisfactorio. Además, incluso teniendo una ciudad de baños termales -mucho más segura que una ciudad "resort", of course- tiene sorprendentemente poco fanservice.

Una vez dicho todo esto me doy cuenta de que apenas he hablado de las series así que, en pocas palabras:

Overlord: Argumento bien desarrollado. Serie muy oscura por momentos. Ritmo mejorable con unas primeras mitadas de temporadas 2 y 3 muy flojitos. Animación por ordenador horrible en batallas. Bastante recomendable.

Tate no yuusha: Comedia involuntaria. Tiene algún personaje simpático y alguna buena batalla, pero su desarrollo es vergonzoso. Animación por ordenador muy discutible. Nada recomendable.

Kenja no mago: Comedia chorra ligera donde la trama romántica importa más que la militar. Simpática y dotada de un ritmo demencial donde no hay transición apenas entre escenas. Simpática como parodia del género, pero no especialmente recomendable.

domingo, julio 07, 2019

Deshaciendo aciertos

One Piece 948 - Kawamatsu el kappa entra en escena

No puedo evitar estar algo decepcionado con el último capítulo de One Piece. No es un mal capítulo de por sí, es un capítulo necesario de presentación de Kawamatsu; teóricamente los 9 vainas rojas son una pieza capital de esta saga, y las leyes de la narrativa casi obligaban a que la incorporación de Kawamatsu a la serie protagonizase un capítulo para definirlo bien y remarcar su importancia. Es entendible que Kidd, Killer, Cariboo o aquellos otros mafiosos que se entrevieron en el capítulo anterior no hayan aparecido. Este era un capítulo para mostrar a Kawamatsu.
Así pues hemos sabido que es samurai luchador de sumo (lo que quizás ayude a Luffy aún más a mejorar su haki de armadura) y que es extremadamente leal. No me terminan de cuadrar las fechas porque, si bien los 13 años de condena cuadran con la historia de Komurasaki, no lo hacen tanto con aquella famosa portada donde un personaje misterioso compartía escena con Crocus. 
Buena presentación, es un personaje fisicamente muy identificable y su personalidad encaja ya muy bien con la del grupo. Y esta presentación ha servido para reafirmar el control absoluto de Orochi y Kaidoh sobre Wano con la sumisión absoluta de los prisioneros. Es interesante como Oda ha planteado abiertamente ese hecho de que la banda la lía en la isla y luego se va; por supuesto son los héroes y lo hacen todo bien, pero para un isleño eso es imposible saberlo a priori -más cuando desconocen nada del exterior- y es acertado el enfoque sobre la responsabilidad de las acciones. Esta escena está bastante bien y me gusta que Oda, antes de hacer saltar la prisión por los aires, tenga el detalle de recordar a Yasu; tanto para mostrar la voluntad y los anhelos de los prisioneres, como para dejar claro que los personajes recuerdan su sacrificio y que a pesar de que van a destrozar la prisión no pretenden echar a perder el sigilo que este les dio (no al menos abiertamente, por mucho que las comunicaciones estén cortadas más pronto que tarde Queen o alguién tendrá que volver a la prisión).
Ahora bien, no me ha gustado que O-Kiku resulte ser un tío. 
Creo que está claro que la trama de O-Kiku va a ser muy pequeña. Tenemos un reino sometido 20 años a la dictadura de un déspota con el apoyo de un Emperador. Tenemos un reino aislacionista dominado por la contaminación y condenado a sonreír contra su voluntad. Tenemos la historia del siglo vacío de por medio y la nación que exporta kairoseki a todo el mundo. Hay cosas muy importantes en esta saga y de actores tenemos a dos Emperadores y una legión de Supernovas. 
La trama de un indidual de un samurai parece una nimiedad, más cuando esta no entronca directamente con los dramas principales de la isla. Y dudo mucho que ahora Oda vaya a dedicar páginas a un enfoque serio de un conflicto de identidad sexual; esto no distará mucho de los okamas, con gags porque Zoro se dio cuenta de primeras y Sanji no (y el cocinero ha demostrado ser bastante superficial como para distinguir a las mujeres por su corazón y no la turgencia del envoltorio de este) y con un kohai samurai acosando a su sempai buscando el equivalente nipón a la relación de Aquiles el de los pies ligeros y el hermoso Patroclo. No creo que Oda nos vaya a dar un gran drama en este sentido en un personaje que va a resultar complementario a Kin´en´mon y donde seguramente sea más interesante el desarrollo de O-Tsuru como personaje.
No esperaba una gran cosa de O-Kiku, pero como ya he comentado alguna vez la idea de una espadachina -siendo además una mujer alta- en una sociedad tan machista como la japonesa me gustaba, incluso podía darle un matiz moderno y aperturista al periodo de Oden que sería muy coherente con la trama... y ahora me temo que no va a pasar de una trama semicómica con el enésimo bishonnen exagerado del manganime.
No me ha sorprendido que Capone vaya a sobrevivir, incluso con el número relativamente alto y sorprendente de muertes en la actual serie, uno imaginaba que no todos los que se quedaron a merced de BigMom y los suyos morirían; me cuesta imaginar que esta historia de portadas acabe en Water 7 con el reencuentro de Lola y Chiffone, así que solo pido que Pound no resucite y que pasemos pronto a ver como se escapó el Germa de una situación aún peor o veamos si Jimbe fue hecho prisionero en la que sería la forma más rápida de llevarlo a Wano. No me sorprende que haya supervivientes de Totland, pero si me ha sorprendido para mal este cambio en O-Kiku, porque creo que la historia pierde más aquí con un cromosoma Y que con otro X.

viernes, julio 05, 2019

OPDM - 048 - Godzilla (eras Heisei y Millenium) y 30 Rock

Nueva edición del podcast, en esta ocasión encuadrada dentro de la etiqueta de "cine y tv" al salirnos del mundo del manga y el anime para centrarnos en las películas de Godzilla de las eras Heisei y Millenium y abordar la celebrada sitcom 30Rock.

Además, en nuestra enciclopedia friki alcanzamos la letra T con las biografías de Tsubasa Oozora y Giorgio A Tsoukalos


Los tiempos del programa son los siguientes:

00:01 - Godzilla: Heisei
00:46 - Enciclopedia: Tsubasa Oozora
01:10 - Godzila: Millenium
02:00 - Enciclopedia: Giorgio A Tsoukalos
02:09 - 30 Rock

Como siempre, muchas gracias a todos los que nos comentáis, os subscribis, le dais al like o ayudaís de alguna forma a llevar la sabiduría de este humilde podcast a nuevos oídos.

martes, julio 02, 2019

El final de una fantasía

Final Fantasy XII: The zodiac age

Lo primero y lo más importante de este Final Fantasy, aquello que lo diferencia de todos los demás, es su sistema de combate. Son combates en tiempo real en los que luchamos contra los enemigos conforme los encontramos en los escenarios, y quizás la navegación de menús sea un poco mejorable pero el juego en si apenas está pensado para usarla más allá de momentos puntuales, pues para eso están los "Gambits". 
La inteligencia artificial en este tipo de juegos siempre ha sido un problema, lo ha sido en los enemigos pero sobre todo lo ha sido en los aliados. Final Fantasy XII soluciona este problema haciendo que nosotros como jugadores definamos esa inteligencia, no les damos órdenes a nuestros compañeros: los programamos. Tenemos unas 12 ranuras que hemos de rellenar con otras tantas ordenes lógicas que nuestros personajes ejecutaran siempre de acuerdo a la prioridad que definamos; las órdenes pueden ser "usar panacea si aliado esta convertido en piedra", "atacar con fuego al enemigo que no absorbe fuego", "atacar al enemigo que está atacando al líder"... puede parecer simple a priori, pero tenemos centenares de opciones posibles y hemos de medirlas muy bien. Los enemigos más complicados supondrán un desafío y habremos de estudiarlos para aprender sus pautas y definir una lógica apropiada para ellos, pero para la mayoría bastará una programación de nuestro grupo relativamente robusta. Es una forma muy curiosa de jugar y funciona extraordinariamente bien, haciendo que los combates no caigan en la monotonía al no tener que jugarlos a efectos prácticos. 
Se podría entrar a valorar aquí la dificultad del juego, en su juego "base" no es complicada, la broma de que los Final Fantasy se pueden superar a base de "pulsar A, pulsar A, pulsar A..." adquiere aquí una dimensión más grande que nunca, con un personaje programado para sanar y otro par par atacar en nuestro grupo de 3 verdaderamente se puede acabar el juego sin muchas complicaciones y sin tener que pensar mucho en estados o magias (y a una velocidad de vértigo debido a que esta versión añade una opción para que todo pase al doble o el cuádruple de velocidad original para ganar agilidad en viajes o combates rutinarios). Eso sería una pega, hay desafíos, por supuesto, el juego es monstruosamente grande y esta plagado de misiones secundarias y secretas, pero me parece que muchas veces estás no están muy claras y la simple extensión del mapeado hace que no sea muy entretenido recorrer sus grandes ciudades para hablar con algunos NPC (teniendo en cuenta además que son las clásicas misiones que muchas veces están asociadas al progreso de la historia y que no aparecerán hasta determinado momento).
Estas misiones algo ocultas ejemplifican el mayor problema del juego: su exposición. Si en su jugabilidad esta entrega de la franquicia tiene algunos problemas, en su narrativa es directamente un desastre. Han creado un mundo tremendamente trabajado, con varias razas que tienen sus propias identidades políticas y religiosas con milenios de años de antiguedad. Pero el juego apenas explica todo su trabajado universo. Los personajes van de un lado para otro, sin que de verdad parezcan influir en nada, mientras en secuencias de vídeo vemos como se suceden hechos importantes para la trama sin que nosotros influyamos en ellos. Es extraño, por supuesto hay relación entre la aventura de Ashe y las acciones de Vayne, pero verdaderamente no da esa sensación durante el juego. Uno podría pensar que en un momento en el juego podíamos infiltrarnos en la capital de Arcadia y ser testigos de hechos que allí sucedan, pero las acciones de los protagonistas y los antagonistas siempre tienen lugar en planos distintos hasta que al final se encuentran sin que uno sepa muy bien porque. Al juego parecen faltarle actos, como si jugásemos capítulos introductorios y tras la presentación de mundo y personajes de repente pasásemos al acto final (de hecho el juego tiene una estructura de capítulos y en sus primeras horas vemos como se suceden varios... pero en su segunda mitad parece olvidarse de esta estructura y del narrador puntual). Es muy extraño. Gabranth, por ejemplo, parece un personaje muy importante... es la condenada imagen del título, uno pensaría que sería el gran enemigo, el Kefka o el Sephirot de esta entrega, y su presencia en el juego es mínima... y lo peor de todo es que se nota que tiene una historia y un trasfondo muy trabajados, pero el juego no se aprovecha ni de él ni de ninguno de los jueces. Y luego por supuesto está el tema de Vann y Penelo; el juego tuvo problemas durante su desarrollo y su director fue sustituido en la recta final, quizás tenía pensado ciertas tramas para esta pareja que parecen esbozarse en los inicios del juego, pero son meras pinceladas que no llevan a ninguna parte y tenemos una pareja protagonista increiblemente poco protagonista que se limitan a ser meros comparsas inútiles ante personajes tan potentes como Balthier, Ashe, Basch o Frann. 
Gráficamente es un juego bonito, con un muy trabajado diseño de personajes y escenarios (teniendo en cuenta por supuesto que se trata de un juego originalmente de PS2); la única pega que le pondría es que su mundo abierto esta dividido en secciones no muy grandes y los tiempos de carga entre una y otra -aunque pequeños- son numerosos. En su apartado sonoro hay grandes temas, y un buen doblaje (en esta versión se añade además el doblaje japonés) que da una fuerza brutal a unas cinemáticas sorprendemente bien dirigidas en cuando a la "actuación" de los personajes sin la sobreactuación típica de los japoneses o la recreación en los gestos faciales de las escenas de vídeo generadas por ordenador.
Es un juego muy particular por su sistema de Gambits y se aleja de cualquier otro juego de la franquicia por ello y por tener una trama muy densa a nivel político. No es un juego que pueda recomendar abiertamente -y de hecho no puedo evitar sentirme algo decepcionado ante él-, pero es un juego curioso que si recomendaría al menos probar.

Así pues, ahora mismo mi ranking de la saga sería...

1 - Final Fantasy IV* (ver reseña)
2 - Final Fantasy VI (ver reseña)
3 - Final Fantasy IX (ver reseña)
4 - Final Fantasy VII
5 - Final Fantasy XII
6 - Final Fantasy VIII

* Verdaderamente entre el IV y el VI me cuesta elegir, depende casi del día...

sábado, junio 29, 2019

Las cartas sobre la mesa

Kakegurui XX

La primera temporada de esta serie era rara como ella sola (ver reseña). Funcionaba, al menos para mí, pero vivía en el filo de una navaja. En esta segunda temporada, perdido el factor sorpresa y conocidos ya los personajes, la serie intenta huir hacia adelante ahondando en su locura... y definitivamente eso la ha echado a perder en mi opinión.

El problema de esta franquicia es que vive en la exageración, en la locura de sus personajes. Sin embargo, lo que en la primera temporada era una academia de intrigas y de apuestas morales plausibles hasta cierto punto, en esta temporada ya ha pasado a ser casi una parodia de si misma. Los juegos de cartas o de mesa han desaparecido para dar paso a una serie de pruebas tan enrevesadas como poco creíbles, donde además uno en ningún momento puede seguir el desarrollo de los enfrentamientos o quien esta en cabeza, y al final la resolución no deja de ser una serie de razonamientos presentados de una forma lógica pero que al final son un puñado de casualidades que verdaderamente no habría motivo para asociar. 

En la primera temporada teníamos una academia demencial con una estudiante de intercambio que lo revolucionaba todo. La idea funcionaba. Aquí tenemos el problema de que todo pasa a ser una especie de extraña guerra familiar donde todos los personajes son demasiado brillantes en un campo extraño y donde además la serie intenta recuperar a los villanos de la anterior temporada para transformarlos en héroes o compañeros en la mejor tradición de los shonnen de batallas. El punto de partida no es malo, pero el desarrollo no es especialmente brillante, y ni conseguimos grandes personajes entre los nuevos ni la reconversión de los anteriores es especialmente gratificante; si a esto le sumamos que las partidas de cartas o los duelos de estrategia dejan su paso a pruebas demasiado extrañas que parecerían más lógicas en Love Live* o en el Profesor Layton, al final tenemos un desarrollo extraño y desconcertante que no es especialmente divertido o gratificante.
Sin la sorpresa inicial, la serie se sumerge más en su locura, e incluso su sólida animación se prostituye fanserviceramente en los ya poco disimulados orgamos de sus chicas durante las apuestas y en una sensación de conspiraciones ya muy poco sutil. 
Si bien la primera temporada me entretuvo, en esta he encontrado pocas de sus virtudes pero si todos sus defectos.

*Sí, recuerdo que ya en la primera temporada había una especie de duelo a lo Love Live, lo repiten y además en peor porque si no no hay forma de usar a la "idol" del consejo.

miércoles, junio 26, 2019

La reina de la comedia

Veep (7ª temporada)

"Seinfeld" encumbró a Julia Louis-Dreyfus al Olimpo de la comedia con su inmortal Elaine, pero al contrario que el resto de sus compañeros esta actriz consiguió no encasillarse y encadenar algún que otro éxitos... hasta que llegó esta comedia negra sobre una vicepresidenta de los Estados Unidos y ahí directamente la actriz destrozó el citado Olimpo a base de tacos para alzarse como una de las reinas indiscutibles de la televisión y las sitcoms. "Veep" sigue sin ser muy conocida fuera de yankilandia como en su día tampoco lo fue la mítica "Seinfeld", pero en su país es una auténtica institución que ha acaparado todo tipo de premios durante una década. Supongo que su temática, e incluso el canal en el que se emite, no son los mejores para que llegue al gran público del resto del mundo, pero este blog aportará su último granito de arena para promocionar esta pequeña maravilla de serie (reseña de primeras temporadas) (reseña de temporada 4) (reseña de temporada 5) (reseña de temporada 6).
7 episodios han sabido a poco, y creo que el argumento de esta temporada podría haber dado para dos temporadas más, pero Julia Louis-Dreyfus y los suyos no han querido repetirse y han cerrado por todo lo alto, con una serie que ha conseguido mantener un nivel absurdamente alto al tiempo que su sátira del sistema se hacía a cada capítulo más mordaz. En esta séptima temporada volvemos a vivir una pre-campaña y volvemos a ver todo tipo de acuerdos y traiciones con una Selina ya completamente desesperada por conseguir el despacho oval al coste que sea mientras que se desarrollan tramas tan surreales como la de Jonah o la de Richard. El nivel durante los 7 episodios es altísimo, y la serie no solo se limita a reírse del sistema político americano al tiempo que intenta batir records de malsonancia, si no que mantiene el inteligentísimo nivel de sus guiones e incluso se permite un cierto coqueteo con el drama para un final que no deja de ser el que Selina en cierta forma se merecía. 
Más extrema que nunca, apenas hay relleno en sus densos episodios de media hora, pero la serie consigue encontrar un hueco para que todos los secundarios que de su numeroso reparto tengan su pequeño momento de gloria, y naturalmente en su final no falla en la tarea de encontrar un desarrollo satisfactorio para esa corte de secundarios principales que durante estos años han pivotado en torno a Selina a mayor o menor distancia. Salvo un epílogo algo innecesario y apresurado (quizás porque tras cierto momento la serie pensaba que no podía ir más lejos y elije acabar ahí con un clímax más de personajes que de escenario), la serie funciona como un reloj y constituyendo un cierre cuasi perfecto.
Es una pena que la serie no sea muy conocida en España, es una de las comedias más recomendables de los últimos años y sin duda un producto absolutamente recomendable.

domingo, junio 23, 2019

La teoría de los antiguos astronautas

Navegante solar

Opera prima de David Brin, y primera entrega de la saga "la rebelión de los pupilos", esta "Navegante solar" es una novela curiosa y original en algunos de sus conceptos, pero es también una novela que no me ha parecido especialmente entretenida o bien escrita.

La idea de la novela es muy sugerente: todo el universo esta plagado de razas inteligentes y entre estas hay ciertas relaciones de vasallaje entre las que fueron ayudadas a evolucionar y aquellas que les ayudaron. Y en medio esta la humanidad, sin ningún aparente "tutor", como una anomalía extraña que desconcierta a todos. La idea es muy potente, y Brin tiene una imaginación muy potente y nos presenta a varias razas completamente diferentes fisiológica y socialmente entre si. El mundo planteado por el autor esta muy trabajado, demasiado. Brin es un científico, y si bien no entra en los aspectos de informática (porque la novela se escribió a finales de los 70) y eso hace que la novela haya envejecido bien, si entra mucho en las facetas más científicas del género que controlaba cono astrónomo o físico. La novela por momentos parece más una exposición de sus tesis o ideas, como si el autor estuviera más interesado en mostrar estas que en contar la historia de sus personajes, hay algo de Michael Crichton en su forma de narrar, y particularmente no soy un entusiasta de este tipo de ciencia-ficción tan densa o expositiva.
La idea es curiosa pero, además de lo duro de su planteamiento científico, esta novela creo que sencillamente peca de no estar especialmente bien narrada. Todo se sucede con demasiada rapidez, con unos diálogos frenéticos que contienen siempre demasiada información y no dan tiempo para ser digeridos. El autor requiere del lector siempre una gran concentración para recordar las particularidades de sus diversas razas alienígenas o las complejidades de la nave en la que transcurre la acción. Es una novela que exige demasiada atención y no la recompensa especialmente, pues el protagonista no transmite un carisma especial, y ni la trama romántica ni las secuencias de acción resultan especialmente brillantes, y la pregunta interesante que formula como obra de ciencia-ficción se plantea casi desde el primer instante. La historia esta planteada casi como una novela de misterio de Agatha Christie, con la nave como una gigantesca habitación cerrada, pero es también algo ventajista y tramposa en su desarrollo.
En su concepto es una novela interesante, pero conforme avanzan las páginas no hay apenas desarrollo de estas ideas y sólo queda una trama bastante sencilla y no especialmente entretenida. 

jueves, junio 20, 2019

Cuando el cristal de Luna perdió su magia

Mahou Shoujo Tokushusen Asuka

Ha habido tantas series de "magical girls" que, naturalmente, han acabado convirtiéndose en un género, y con los géneros llegan los subgéneros. Supongo que el anime que popularizó las desmitificación del género fue "Madoka" (ver reseña), donde veíamos unas niñas que morían por una magia que no era tan mágica como creían. "Asuka" se encuadra en ese género, aquí tenemos la última lider superviviente de un grupo de magical girls que se enfrentaron a una invasión de unos siniestros monstruos de otra dimensión. Asuka perdió a su familia y a muchas amigas en aquellas batallas y un par de años después sólo quiere vivir una vida de chica de instituto normal a pesar de tener constantes pesadillas y de que cualquier sonido brusco revive en ella traumas de aquellos días.
La serie nos traslada al día a día de Asuka, donde vamos a ver que es perseguida por su pasado y que no puede escapar de él porque como si fuera un Peter Parker de la vida tiene un gran poder que conlleva una gran responsabilidad, y ha visto morir a muchos tíos Ben. Aunque hay una especie de organización de enemigos mágicos y la serie puede considerarse no mucho más que un prólogo a una gran guerra mágica, lo interesante de esta serie es la idea de unas "magical girls" sobreviviendo a su guerra y adaptándose al mundo al normal como mercenarias o soldados profesionales de un mundo en el que ha irrumpido la magia y donde hay amenazas de todo tipo.
La serie expone a sus personajes y, estando supeditada a la necesidad de la pirotecnia, los desarrolla correctamente. Es un anime espectacular que no escatima en mostrar escenas de tortura o de extrema violencia, así como tampoco se corta a la hora del fanservice más tópico con algunas escenas que creo que son un añadido con respecto al manga y que no aportan gran cosa. Las ideas interesantes y los traumas están ahí y la serie los presenta, pero no olvida en ningún momento que es una serie que quiere ser continuamente entretenida y no ahonda demasiado en ellos. Me parece un acierto, el drama está ahí y tiene relativa sustancia, pero la serie no se transforma en ningún momento en un melodrama excesivo porque es una serie con un presupuesto bastante bajo y sabe que no puede mantener a la audiencia por el nivel de su animación ni por la profundidad de su guión, tiene que tener un ritmo ágil e insertar con relativa frecuencia algo de humor y el citado fanservice entre batallas que suelen ser bastante contundentes.
Particularmente me ha encantado, es una serie que aúna muchas de las virtudes o cualidades que más me gustan del anime y la considero francamente recomendable. Ahora bien, dicho esto, su valoración en internet y por parte de bastante gente que conozco es bastante menos generosa que la mía, siendo una serie que no ha tenido una recepción especialmente entusiasta. No sé, quizás me pilló de buenas y me entró bien, pero lo cierto es que es una de las series que más esperaba y disfrutaba semanalmente, y no puedo hacer otra cosa que ensalzarla y esperar que alguna vez haya una segunda temporada.

lunes, junio 17, 2019

OPDM - 047 - Temporada Anime Primavera 2009

Siguiendo nuestra tradición, como cada 4 meses, rememoramos el anime que pudimos ver hace una década. Analizamos pues la temporada de Primavera del 2009, completamos el programa esa frikada que es la película del Detective Pikachu y nuestra enciclopedia friki, que en la S nos trae a Jerry Springer y Segata Sanshiro.





Los tiempos del programa son los siguientes

00:01 - Temporada anime primavera 2009

Natsu no Arashi! 
Tayutama: Kiss on My Deity 
Tears to Tiara 
Candy Boy: Nonchalant Talk of the Certain Twin Sisters in Daily Life 
Chi's Sweet Home: Atarashii Ouchi 
Senjou no Valkyria 
Shangri-La 
Queen's Blade: Rurou no Senshi 
Shin Mazinger Shougeki! Z-hen 
Issho ni Training: Training with Hinako 
Charady no Joke na Mainichi 
Asura Cryin' 
Dragon Ball Kai 
Saki 
Hatsukoi Limited. 
Pandora Hearts 
Hayate no Gotoku!! 
Guin Saga 
Ristorante Paradiso 
Sengoku Basara  
Suzumiya Haruhi no Yuuutsu (2009) 
Cross Game  
K-On!  
Fullmetal Alchemist: Brotherhood 
Higashi no Eden  
Detective Conan Movie 13: The Raven Chaser 
Tengen Toppa Gurren Lagann Movie 2: Lagann-hen 


01:54 - Enciclopedia: Jerry Springer
02:04 - Enciclopedia: Segata Sanshiro
02:14 - Pokemon: Detective Pikachu

Como siempre, muchas gracias a aquellos que nos escucháis, y más gracias aún a aquellos que nos comentáis, retuiteais, os subscribis o le daís al like. 

sábado, junio 15, 2019

E3 2019

Esta entrada se sale bastante de lo que suele ser la tónica del blog, pero bueno, un blog no deja de ser para hablar de lo que a uno le de la gana y me apetecía escribir sobre la feria de videojuegos más importante del mundo y sobre los anuncios que se han producido en sus diversas conferencias... aunque como únicamente tengo una Nintendo Switch me centraré en la consola de la gran N.

EA
No vi su conferencia. No me interesaba lo más mínimo a tenor de lo anunciado previamente, y a posteriori no he visto nada interesante. Un FIFA que es un insulto para cualquier usuario de Switch y una colección de grandes marcas de videojuegos increíblemente anodinos diseñados por publicistas o gente que trabaja con excels de datos.

Microsoft
Verdaderamente lo están haciendo bien y se están recuperando del desastre que fue el lanzamiento de la XBox One con aquellas cosas como el Kinnect obligatorio. Ha comprado muchos estudios y el GamePass es impresionante. No obstante, nada de Scarlet más allá de un anuncio un poco más elaborado del que habían hecho el año pasado, supongo que no querrían darle mucha ventaja a Sony.
Mi problema es que no me interesan sus juegos tan "americanos"; muchos gráficos, muchas cinemáticas y mucha espectacularidad. Pero nada de colorido o inocencia, me gusta que los juegos me hagan viajar más a mi infancia, y veo pocos de esos en esta marca. Ori tiene una pinta brutal y el nuevo Minecraft parecía simpático, pero Gears o Halo siguen sin llamarme especialmente la atencíon más allá de que me gustaría jugarlos alguna vez por curiosidad. Mola que hayan resucitado el Flight Simulator o la pinta del Age of Empires, pero por ejemplo me parece que han gestionado muy mal el Battletoads creando mucha expectación desde el año pasado para mostrarnos ahora un juego que parece muy menor. 
En su conferencia se mostraron también muchos juegos third-party que pecaban un poco de ese mismo problema de estética "mature"; no obstante Blair Witch tenía demasiada buena pinta y mi corazón ya no esta para jugar a ese tipo de juegos, Eldenring supongo que será un juegazo pero no hemos visto nada (lo de presentar tantas CGIs fue una tónica sangrante de esta feria), Kakarot tendremos suerte si es un juego normal habida cuenta de como son las aventuras manga-anime normalmente, y el nuevo Tales tiene muy buena pinta aunque tengo ciertos problemas con su dirección artística.
Por supuesto esta el momento Cyberpunk, pero el juego nunca me ha llamado demasiado... y lo de Keanu Reaves -por muy bien que nos caiga a todos- no deja de ser una muestra un poco triste de como esta industria sigue arrastrándose ante la del cine a pesar de facturar mucho más que esta.

Bethesda
Una versión mucho peor de la de Microsoft con Doom y Wolfstein como únicas estrellas. Esta gente no tenía material para rellenar una hora de conferencia y nos metieron cosas horribles como es Skyrim Blades que daba bastante vergüenza.
Diría que lo mejor sería el juego de la gente de Mikami... pero es que verdaderamente no hemos visto nada más allá de un teaser sugerente y una directora que parece simpática.
Dicho esto, curioso como intentaron resucitar el Commander Keen, y hay que darles el mérito de intentar levantar el desastre de Fallout 76 en lugar de taparlo como por ejemplo ha hecho EA con Anthem. Y como nintendero no puedo dejar de recordar que esta empresa nos trata muy bien y no como usuarios de segunda más allá de lo de vendernos los juegos en las tarjetas más pequeñas que puede y obligarnos a descargar el resto, pero sus juegos no son mi tipo de juegos.

Ubi
Conferencia muy decepcionante. No solo porque no anunciaran ninguna colaboración con Nintendo, si no porque además fue todo muy de tiros y de matar guay. Quitando el anuncio del "God & Monster" final (del que tampoco se ha visto nada), casi todo fueron una retahíla de juegos de Tom Clancy o que parecían de Tom Clancy, muchos agentes secretos, mucha acción con política o mensaje social cutre y muchos disparos. Francamente decepcionante... y gracioso como ese "puedes controlar a todo el mundo" del Watch Dogs 3 se ha transformado finalmente en un "puedes controlar a 20 tipos de personalidades".  

Squaresoft
El remake del Final VII es sencillamente ESPECTACULAR. Ni de coña imaginaba que pudieran conseguir algo así, grafica y jugablemente es una maravilla. Lo mejor del E3 de lejos.
¡Muerte a Aerith! Tifa siempre ha molado más en todos los aspectos
Dicho eso, solo va a llegar hasta Midgar y eso es muy mala señal. Tengo la sensación de que el juego va a ser una puta demo o un prólogo y la compañía no tiene ni la menor idea de que hacer cuando entre en escena el mundo abierto, las invocaciones o el resto de elementos de este juego. Y tengo la sensación sobre todo de que vamos a tardar mucho en tener todo el juego completo (y cuando digo mucho quiero decir PS6), y eso me parece bastante ridículo. 
Luego una conferencia apañada con cositas de Dragon Quest o algunas otras de sus sagas como esos Life is Strange que alguna vez me gustaría probar, ese "Last remmant" del que no he leído nada bueno a nadie o ese "Final VIII" resucitado por arqueología de código. Deathloop no me llama absolutamente nada y creo que escenificó como pocos las diferencias entre los desarrollos occidentales y orientales en esta conferencia. 
Y cerraron con un Avengers que dejó a todo el mundo con la boca abierta... para mal. El juego parece muy genérico pero, sobre todo, no parece de las películas. Y veo a mucha gente diciendo que Marvel son más que los comics y tienen razón, y que el Spiderman de PS4 ha sido un bombazo y no tienen menos razón... pero el público de este juego son los centenares de millones que han visto las películas y esperaban ver a los actores (y el propio juego presenta en su formación inicial a los Vengadores iniciales de las películas con la aparentemente obligatoria salvedad de Ojo de Halcón). Los Vengadores es una marca ahora mismo extremadamente potente, y ese juego a priori ni mucho menos esta a la altura de ese nombre. No llega al nivel de destrozo de marca que EA ha hecho con Star Wars, pero Disney no debe de estar muy contenta tampoco con Square tras esta conferencia a pesar de lo bien que le ha ido a Kingdom Hearts.

Nintendo
El prota del Dragon Quest y Banjo en el Smash. Perfecto, y muy grande la presentación del personaje de Rare parodiando la presentación de King K Rool. Lo único que pediría es que el héroe del DQ IV apareciera también en su versión femenina.
Luigi´s Mansion pinta simpático y me lo vendieron sobretodo en el Treehouse, pero esta franquicia siempre me parece que ha tenido un problema de duración y me temo que no lo han solucionado con esta entrega. Me parece que es el mismo problema que tendra el Link´s Awakening, y este además no deja de ser un juego que puedo jugar en consolas virtuales. De momento no estan en mi lista de compras, como no lo están tampoco un Daemon Ex Machina -que ha mejorado en cuestión de ritmo de juego pero me sigue pareciendo algo complejo- o un Marvel Alliance que parece más entretenido que su hermano mayor de Squaresoft pero que no se muy bien como funcionara para un único jugador (lo mismo que supongo que pasará con el Mario y Sonic, que parecía muy gracioso pero que supongo que tendrá muy poca profundidad).
Cristal oscuro fue un anuncio extraño, pero aunque sea un RPG táctico me llama bastante menos que ese Fire Emblem Three houses que si que va luciendo mejor. Aunque no llega a los niveles de esa serie que presentaron en la conferencia de Ubi, no deja de ser extraña la mucha presencia que ha tenido Netflix en esa feria. 
Astral Chain tiene buena pinta, pero no dejo de tener la sensación de que comprarlo va a ser un poco como lanzar una moneda al aire. No obstante, lanzare esa moneda antes que la de un Pokemon que no termina de seducirme del todo o un Animal Crossing que creo que no es muy género. 
Empire of sin fue un anuncio curioso y extraño dentro de la conferencia, pero me llama entre poco y nada. Juego como este o el Alien isolation no dejaban de sentirse extraños en esta conferencia (aunque no tanto como el cutre anuncio de los Resident 5 y 6), pero esta bien que haya alternativas. Aquí supongo que tendría que meter también el anuncio del Witcher, que no deja de ser una locura imaginar como han podido meterlo en la consola... y se une junto al Dark Souls en mi lista que todo el mundo me dice que debería jugar y que precisamente casi no juego por ello (me dan una pereza brutal por su extensión... aunque otro juego que estaba en esa lista era el Hollow Knight, y ese ha sido un maravilla)
Trials of mana tiene una pinta brutal y es un juego al que siempre había querido jugar, como ese remake del Panzer Dragoon que no deja de ser un Star Fox con dragones (y se me ocurren pocas combinaciones mejores).
Contra y No More Heroes se presentaron con trailers simpáticos, pero no me llaman especialmente la atención ninguno de ellos más allá de revivir mi infancia con el Gryzor con el recopilatorio del primero.
Y luego naturalmente estuvo la espectacular presentación del Breath of the wild 2. Por tiempos no me sorprendió (recordemos que el juego original supuestamente se planificó para el 2015). Me parece un acierto que reutilicen personajes y motor como un nuevo Majora´s Mask, aunque espero que no volvamos al mismo mundo exactamente porque eso podría hacerse repetitivo en exceso, en todo caso a ver que se saca Nintendo de la manga porque el listón está alto como nunca.
Y a ver si con un poco de suerte en esta ocasión controlamos a una maga con arco
en lugar de un guerrero con espada
¡Danos un 2020 de mujeres guerreras Nintendo!
¡Zelda, Samus, Cereza, Canela!

jueves, junio 13, 2019

No sin mis perros

John Wick 3 - Parabellum

Me he dado cuenta de que John Wick 2: Pacto de Sangre está en mi lista de películas pendientes de reseñar, en fin, esta tercera la he visto en cines y esas si me obligo a reseñarlas... así que paso de la 1 (ver reseña) a esta. El argumento de la 2 no era especialmente sesudo, basta decir que unos malos cabrean a John Wick y este comienza a liarse a tiros y mata hasta al apuntador; de camino conocemos algo más del mundillo de estos asesinos como esos "pagarés" o el concepto de "la Alta Mesa", y Laurence Fishbourne se suma a la fiesta porque todo el mundo quería ver a Neo y Morfeo juntos de nuevo. Aquella película era tan buena o más como la primera, quizás tenía un momento de bajón a mitad, pero era la calma que precedía a la tempestad y en su recta final la película volvía a ser una vorágine de balas protagonizada Keanu Reeves. Aquella era una película sumamente disfrutable, frenética y expeditiva en su violencia, con un toque justo de humor negro que era casi indispensable teniendo en cuenta las motivaciones de su protagonista.
Esta tercera película me parece peor. Básicamente, porque va de más a menos. La película es espectacular y esta repleta de pequeños segmentos de acción memorables, sin embargo para mi cae en una pequeña espiral de autocomplacencia y olvida que a veces "menos es más". Mientras que las otras películas iban a más con clímax espectaculares, en esta película ocurre lo contrario. Me parece que sus mejores escenas de acción están al principio, son las más locas y las más brutales, y por ello creo que son las que mejor funcionan. Luego la película abusa demasiado de los enemigos con armas blancas (a pesar de lo celebrada que es la escena "de los perros" a mi no me gusta tanto por el carácter de suicidas andantes de los enemigos), y de hecho en su tramo final la película muestra demasiado a varios "ninjas" que requieren un combate individual contra el héroe... estos combates tan largos no me gustan, en esta serie me gusta que el protagonista pegue un tío al enemigo y luego le remate con otro en la cabeza, no que veamos combates de kung-fu con intercambios de golpes interminables que sólo sirven para destrozar vidrieras y que le restan credibilidad a una saga que más o menos intentaba tener cierto atisbo de realismo en su acción.
La película es muy disfrutable, pero esa acción tan exagerada, pero su ritmo es sensiblemente peor que el de sus predecesoras, y a este problema se le suma un guión flojillo en aspecto como la expansión de su limitada  mitología con conceptos como el de "el Ilustre" y un reparto mejorable que parece supeditado al amiguismo más que a las necesidades de la historia.
La crítica me ha quedado demasiado negativa y no me gusta, la película es muy entretenida y uno se lo pasa bomba viendo como John provoca un desbordamiento del contador de muertos. Es muy recomendable. Pero está por debajo de los capítulos anteriores y está comenzado a transformar a una parodia del género en una parodia de su mismo.

lunes, junio 10, 2019

Me pareció ver una linda gatita

Doukyonin wa Hiza, Tokidoki, Atama no Ue.

"Un tío que vive con un gato". Basicamente ese el argumento de esta serie, y puede parecer una chorrada, pero quizás precisamente por su sencillez la serie funciona de sobremanera. Subaru es un escritor con claros problemas para socializar con el resto del mundo y, tras la trágica muerte de sus padres, vive practicamente aislado en su casa con la visita puntual de un vecino y su editor; pero un día encontrará una gata callejera en el cementerio y por una razón o por otra acabará recogiéndola para cuidarla en su casa. El contacto con este animal -y el intentar ponerse en su lugar o entender sus aparentemente inexplicables acciones- le llevará a reflexionar sobre muchas de sus propias actitudes ante el resto del mundo.
Y paralelamente al crecimiento de Subaru veremos el de la propia Haru, la carismática coprotagonista de la serie. Cada capítulo suele reserva su último tercio de minutos a volver hacía atrás en el tiempo y volver a contar todo lo sucedido anteriormente, pero desde la óptica de la felina y con sus pensamientos como guía. Quizás Haru sea excesivamente buena y sobreprotectora con su dueño hasta el punto de que resulta imposible creersela, pero esto no deja de comportarse como una gata de una forma más o menos creíble y sus razonamientos añaden una bonita capa de ternura a la simpática comedia costumbrista que suele ser esta serie.
Visualmente la serie es bastante pobre. Diseños y animación son muy genéricos y rutinarios en lo que claramente es una producción bastante económica. No obstante, no importa demasiado; esta serie es un gran "slice of life" y se produce ese extraño fenómeno de que la serie te atrapa y te gana sin que uno sepa muy bien porque, no es desde luego por la parte técnica, tampoco lo es por el drama o el romance (ambos muy rutinarios), ni tampoco por la comedia, si no por la extraña paz que transmite y la sonrisa que te dibuja en el rostro. La serie es una mezcla de muchos elementos que no destacan especialmente pero que, juntos, conforma una bonita serie muy relajante de ver aunque sólo sea porque, a quién más a quien menos, a todos nos gustan los gatos. Y dentro de su simplicidad la serie desarrolla bien a la pareja protagonista y consigue que parezca que la evolución de cada uno de ellos se debe también a la evolución su relación, sin que la relación se note apresurada o forzada y dejando tiempo para presentar y utilizar una colección de personajes secundarios relativamente extensa.
Absurda e inexplicablemente recomendable.

viernes, junio 07, 2019

Esperando a Enel y su ejército espacial

One Piece 945 - O-Lin

One Piece es, sencillamente, una bendita locura.

Esta segunda parte de Wano se ha cocido lentamente, pero al fin ha cristalizado en el habitual caos de la serie, y lo ha hecho alcanzando unas cotas de surrealismo y espectacularidad difícilmente imaginables. Poco a poco Oda se acerca al final de la serie, y con eso gana en espectacularidad y épica, pero al mismo tiempo el universo es ya tan sólido que permite auténticas locuras que elevan la comedia y la aventura por encima de la simple acción. Creo que los “versus” de este capítulo superan cualquier cosa vista antes en la serie en cuanto a variedad se refiere (quizás en Marineford tendríamos algo similar, pero aquella era una saga mucho más seria, y aquí los combates tienen en su mayoría un maravilloso tono humorístico con detalles como Sanji y su radar de damas en apuros):

-          Zoro vs Kyoshiro. Un duelo de samuráis. Kyoshiro se confirma seguramente como el gran rival a batir por Zoro en esta saga en el que es el enfrentamiento más convencional del capítulo.

-          Sanji vs Drake. No se si Oda ocultará a Stealth Black, pero si no lo hiciéramos tendríamos un duelo de un héroe sentai contra un dinosaurio… es un grado de locura bastante grande y no hay simbolismo ni sutilezas, es la clásica pelea que todo niño de 8 años hace con sus juguetes.

-          Brook vs Ninjas. Un esqueleto y su forma fantasma contra un grupo de ninjas con cierta tendencia a los ataques ridículos. No hace falta decir nada más.

-          Law vs Hawkings. El combate más serio del capítulo, con un Hawkings que demuestra ser capaz de contrarrestar en cierta forma las habilidades “Room” de Law con una medida bastante siniestra que parece alejarlo de cualquier posible conversión a aliado posterior a pesar de lo ambiguo de sus actuaciones… pero dejando el dramatismo de usar a los miembros de una banda como escudo ante su capitán tenemos a un jodido bokor contra un Deux ex machina andante.

-          Big Mom vs Queen. Una villana de Disney tumbando un brachiosaurio de un golpe. Si nos ponemos a pensar es ridículo que Queen ataque a una Emperadora con la forma de uno de los animales más lentos de la historia por mucha fuerza que este pueda darle, pero supongo que no deja de ser normal que Oda quisiera presentar esa fruta -que finalmente no es la del escorpión- en toda su gloria y regalarnos unas últimas páginas tan espectaculares como sorprendentemente cómicas ante las motivaciones de ambos personajes.

Aunque no deje de ser una excusa para que O-Kiku y Chopper puedan rescatar a Luffy y todos sus nuevos aliados, será interesante ver cuánto aguanta Queen frente a una Big Mom relativamente mermada y sobre todo que hacen después con esta a la vista de que no hay fideos que la puedan contentar. La baja de Queen y la fuga de Luffy, Kidd y Kawamatsu será además un problema para un Kaidoh y un Orochi que ahora mismo están viendo como libra una gran batalla en su capital, e incluso ahí el que Hawkings tenga prisioneros a Bepo, Sachi y Penguin supone un cierto freno ante la táctica últimamente habitual de solventar muchos combates con elipsis. Será curioso ver como Oda sale de esta revuelta que no deja de ser una señora batalla muy importante y que creo que ahora mismo le importa relativamente poco en comparación con la escena entre Kinemon y Shuntemaru que supongo que acabará desembocando en ese anticipado flashback de Wano (quizás con Momonosuke e Hiyori dando el testigo de narradores a personajes como Kawamatsu, Hyougo o Kiyoshiro).

martes, junio 04, 2019

Un juego recortado

Yoshi´s crafted world

Este no es un mal juego, pero es un juego menor. Goodfeel sigue siendo un estudio algo irregular, y tras ese grandísimo juego protagonizado por el dinosaurio de Nintendo en WiiU que fue Woolly World (ver reseña), ahora trae un juego mucho más discreto cuyo mayor problema es lo que finalmente no ha sido el juego que tenía previsto ser.
Cuando se presentó el juego se enseñó que sus niveles en 2D podían jugarse tanto desde el anverso como desde el reverso de una especie de mural de manualidades. Esa forma de jugar con el escenario daba muchas posibilidades y abría una nueva dimensión a los puzles similar -por ejemplo- al Super Paper Mario de Wii con niveles de desplazamiento lateral que girando el mando pasaban a ser de avance hacia el fondo de la pantalla. Esa posibilidad ha desaparecido en este juego. El reverso sigue estando ahí, como una prueba extra... pero la búsqueda de "poochitos" no deja parecer en ningún momento un añadido de última hora para utilizar ese diseño artístico doble de los niveles.
Da la sensación de que el juego se ha rehecho más de lo deseado, de que la idea inicial no funcionaba, quizás porque los puzles se hacían complicados o la exploración se hacía monótona por la gran cantidad de elementos a los que lanzar huevos. Da la sensación de que había un juego originalmente que no es el que nos ha llegado; en su lugar nos ha llegado un juego recortado donde la duración del juego se ha alargado por medio de la citada búsqueda de "poochitos" y una búsqueda de recortables absurdamente torpe que obliga a rejugar demasiado los niveles.
A nivel artístico el juego es una preciosidad (a nivel sonoro el juego, no obstante, ha tenido bastantes críticas por tener un número de pistas demasiado pequeño y ser estas en sí bastante repetitivas). El control es tan sencillo como efectivo y, en general, el juego es divertido de jugar añadiendo normalmente cada nivel algún pequeño detalle que hace de su jugabilidad única. El juego es tan sencillo como es habitual en los Yoshi´s, aunque si uno va a por todas las flores y coleccionables la dificultad se eleva bastante (y de hecho las últimas fases y las secretas son bastante complicadas, más aún si tenemos en cuenta la dificultad de sus predecesoras).
No es un mal juego, es relajante y tranquilo como ha de ser un Yoshi, es bonito y tiene algunas ideas jugables muy originales. Pero es un Yoshi menor, un juego en el que -si se tienen en mente aquellos videos del E3 del 2017- es imposible no pensar que el equipo desarrollador no ha sido capaz de hacer funcionar la idea que tenía en mente y finalmente ha dado salida a lo que ha podido. Un juego que he disfrutado, pero no tanto como pensaba que haría, y que por tanto no puedo recomendar especialmente.

sábado, junio 01, 2019

Los protagonistas como secundarios

One Piece 944 - Nakama*

En los tiempos del "Big three" de la Jump One Piece compartía páginas con otros dos shonnen ultrapopulares como fueron Naruto y Bleach, y estos tenían también sus virtudes. En el caso de Bleach, por ejemplo, Tite daba a sus rostros y ojos una expresividad brutal; y en el caso de Naruto, Kishimoto reflejaba el movimiento de una forma increíble. Oda nunca ha alcanzado las cotas de excelencia de estos dos autores en estos campos. Su narrativa es distinta, y particularmente la prefiero, y no confiere tantas viñetas a los detalles gráficos. Sin embargo a veces lo hace, y aunque no sea tan espectacular tampoco le queda mal. Y en este capítulo mi escena favorita es una sucesión de planos de Orochi alternados con el ataque de Zoro. El ataque de corte volador con el que el espadachín cortó a Pica** en versión subjetiva queda bien, pero me gusta aún más como vemos pasar la cara de Orochi de rabia ante el hecho de que O-Toko haya sido salvada, a una de sorpresa por ver que alguien se enfrenta a él, y finalmanete a una de genuino pavor al verse atacado y superado. 
No es nada que Oda haya inventado y no es algo que no hayamos visto antes en la serie, pero me gusta como en un capítulo que parecía enfocado al fanservice todo se haya centrado finalmente en los personajes, y en los personajes ajenos a la banda. Porque esa escena que aumentará la paranoia de Orochi y que en cierta manera hace que sea en vano el sacrificio de Yasu esta remarcada por una O-Toko cuya sonrisa en segundo plano es todavía más perturbadora y desgarradora, y para colmo tenemos a Kyoshiro apareciendo de la nada con Komurasaki reaccionando ante una relación que todavía es muy enigmática.
Kyoshiro emerge como villano, Drake tiene su pequeño momento para lucirse y en la prisión Queen se quita la máscara jocosa y simpática y se muestra finalmente como el gran subordinado de un Emperador que es. No obstante, obviamente, todo queda supeditado a ese sorprendente giro de guión de mostrarnos a Killer sin máscara. 100% Oda. Nos resuelve un misterio cuando nadie ni lo pedía ni tenía especial interés en el. Y con ello consigue un momento muy efectivo. No se si el que Killer fuera a tener una subtrama en Wano era algo que Oda tenía previsto cuando lo presentó hace 10 años, sigo creyendo que es un ejercicio de retrocontinuidad y que no lo diseño con esta trama en mente... además porque recuerdo haber leído que diseño a todos los Supernovas en 3 horas en un momento su suma inspiración, recuerdo también haber leído que sentida que algo faltaba en la segunda mitad de la serie... pero me creo que Booney tuviera una trama con Kuma, y parece obvio por su bandera que la relación de Law con Doffy estaba fijada desde el principio... pero creo que Killer era sencillamente el segundo con diseño atractivo de un rival potente de Luffy y que esta trama ha surgido porque Oda tenía que quitarse a su tripulación porque serían demasiados personajes y sólo estaba interesado en su versión de Magneto como sólo estaba interesado en Law y no en Bepo (aunque claro, luego vemos que Bepo era un mink para que la banda pudiera llegar a Zou). Pero ahora esta trama ha llegado por sorpresa, y de momento funciona. Funciona porque incluso dignifica esa herida de Zoro contra Kamazo que en su día parecía excesiva y un ejercicio más de enaltecimiento de los samurais de Wano (ejercicio que no hemos dejado de ver y del que Kyoshiro es su máximo exponente, aunque en este caso parece argumentalmente lógico). Funciona porque pone de nuevo en escena a la banda de Kidd, la única que no tenía diseños genéricos. Y funciona porque le da un plus más a Kidd. El bueno de Eustass ha hecho lo mismo que Luffy cuando decidió esperar a Sanji ante todo el ejército de Big Mom; después de escapar lo ha sacrificado todo por un nakama, y ahora cabe esperar conocer el destino de su banda y como han quebrado a su segundo oficial. El protagonista de esta serie es Luffy, y si hiciésemos un paralelismo casi podríamos decir que acabaría de haber perdido a Zoro, o que se encontraría en una encrucijada a lo Water 7. Supongo que todo esto abre las puertas a que el efecto de estas Smiles se revierta***, pero antes vamos a ver a un Luffy muy cabreado aliado con alguien todavía más cabreado.
Y antes, por fin tras un largo viaje, vamos a ver también a Linlin hambrienta en lo que supongo que será el medio de Oda para sacar a Luffy y a sus nuevos aliados (Kidd, Killer, Hyougou, Kawamatsu y Cariboo) de la cárcel.


*Si en el anterior capítulo Oda ya repitió título con "Sonrisa", se me hace imposible no pensar que este título se ha usado también ya antes
** En verdad no es el mismo ataque, es con 2 espadas y no con 3.
*** Mi hermano me lo comentaba hace unas semanas como posibilidad y yo no lo veía como algo necesario

miércoles, mayo 29, 2019

¿Hasta que punto puede ser decepcionante una adaptación?

Gyakuten Saiban: Sono "Shinjitsu", Igi Ari! Season 2

¿Es una mala serie "Phoenix Wright 2"? No puedo responder con certeza a ello, pero desde luego lo intenta. Los niveles de producción son bajisimos y la calidad de la animación, paupérrima; y luego el tipo de narración es sencillamente horrible... aunque esto no deja de ser algo heredado del videojuego y era inevitable. No obstante, en su anterior temporada (ver reseña) en algunos momentos alcanzaron un nivel vagamente aceptable y uno quería pensar que en esta temporada -adaptando el glorioso "Trials and tribulations" (ver reseña)- era imposible que lo hicieran mal... pero desde luego lo han intentado.
No creo que sea justo juzgar una serie sin la perspectiva de alguien que no conozca los juegos... pero tampoco creo que esta serie se pueda recomendar -ni soportar- fuera del ámbito de los seguidores de la franquicia (y uno entonces se pregunta que finalidad tiene). Y como adaptación... no han podido estropear el último y mítico caso de la trilogía original porque este es demasiado bueno, pero han alargado los anteriores rompiendo el ritmo de la franquicia, y luego han colocado seguidos tres casos que ya en el videojuego demostraban a la perfección que funcionaban mejor alternados con otros ya que conseguían un componente de sorpresa que aquí casi ha pasado a convertirse en hastío. 
Verdaderamente sorprendente y triste el anime tan flojo que han sacado de un material tan bueno.