lunes, agosto 20, 2018

(el prólogo de) EL MEJOR ANIME DEL SIGLO XXI

Ginga Eiyuu Densetsu: Die Neue These - Kaikou

Y por fin llegó el más esperado y temido anime: el reinicio de la leyenda de los héroes galácticos, el mejor anime de todos los tiempos (ver breve reseña). Una serie que servía para reivindicar aquella magna colección de Ovas pero que todos temíamos que también manchara su recuerdo adaptándola a los tiempos modernos. No ha sido así. Ni en mis sueños podía esperar lo buena que ha sido esta adaptación, tremendamente respetuosa no ya a la serie si no a las novelas originales. Estos héroes galácticos del 2018 mantienen toda la carga política, social, filosófica y dramática de la serie original y le dan un buen lavado de cara que elimina algunas ideas superficiales demasiado ancladas en los ochenta. Esta serie es un inmejorable prólogo de lo que esta por llegar, y esa sería su única pega... son 12 episodios. La serie original eran unas 110 Ovas, aquí tenemos una décima parte de ese minutaje para adaptar sólo una de las diez novelas originales. La pega de esta serie es que se acaba (y de hecho se acaba en el peor momento imaginable), es poco más que un prólogo para presentar personajes.
Y siendo solamente un prólogo, es magnífica. La serie es toda una lección de narrativa y dirección. Exceptuando uno o dos episodios de su tramo final, donde quizás por el tamaño del arco se notan algunas pausas o momentos menos acertados, toda la primera mitad de la serie es sencillamente impecable. Teniendo dos grandes líneas argumentales a desarrollar, o más bien quizás dos prismas desde los que narrar un todo, la serie alterna bastante muy bien entre los distintos narradores. Quizás se de algo más de peso al arco de Yang, pero creo que eso es algo ya proveniente de las novelas originales, y además las tramas de la Alianza son menos potentes que las del Imperio, donde Reinhard tiene más oportunidades para brillar. 
Pero el como el primer episodio solo muestra a Yang en el último plano tras una suposición al aire de Reinhard, para luego volver a contar prácticamente la misma historia desde su punto de vista y confirmar su genio es brutal. La serie comienza con un principio "a lo Bond", movido, con acción, para luego mediante un par de flashback presentar a cada personaje principal y sus motivaciones, y luego algunos episodios más ir presentando el contexto de cada una de las dos facciones y a los muchos personajes que las pueblan. Narrativamente todo es tan obvio, tan de manual, que es una gozada verlo. La serie hace lo que tiene que hacer en cada momento, intercalando bien episodios de calma donde cimentar los conflictos que luego culminaran en grandes clímax que muchas veces ni siquiera serán secuencias de acción... porque las grandes líneas de guión están para eso, los discursos, las conversaciones, los monólogos e incluso las frases de un ocasional narrador son perfectas y constituyen los verdaderos puntos álgidos de la serie. 
Y si a nivel de dirección y de guión la serie es esplendida, la guinda del pastel la conforma la factura técnica, donde poco se le puede reprochar a Production I.G, que ha tratado la franquicia con el respeto que se merecía. Ha sido eliminada la banda sonora de piezas clásicas que tanto identificaba a la serie original, pero la partitura de la serie es tremendamente clásica y sobria también, adaptándose al tono de la historia perfectamente y no desmereciendo apenas la música anterior (de hecho hay algún que otro momento en el que si que creo que se han utilizado piezas clásicas de nuevo). El opening es mucho más grandilocuente y bombástico, pero creo que le sienta bien a la serie y que en cierta manera esta también necesitaba una entradilla más comercial. El trabajo de los actores de doblaje me parece correcto, algunos de ellos podrían chirriar un poco, pero esto se debe a que vista ahora la serie original contaba con un elenco de dobladores absolutamente mítico y a que esta también lo tiene en cierta manera (con lo que algunas voces nos suenan demasiado de otras series... aunque supongo que eso también pasaría en la original con Reinhard hablando con la voz de Vegeta).
La animación ralla a una gran altura. Exceptuando las batallas, no es esta una serie que requiera grandes despliegues en este sentido. En tierra tenemos una animación consistente sin grandes bajones y unos diseños bastante elaborados en lo referente a ropa y pelo. Y en el espacio tenemos los ordenadores brillando de sobremanera para conseguir unas grandes y espectaculares batallas entre decenas de miles de naves en esa gigantesca partida de ajedrez que siempre ha sido la lucha entre Reinhard y Yang, lucha en la que ocasionalmente se mezcla alguna secuencia frenética de lucha entre cazas que le aporta a la serie ese plus de frenetismo y emoción cercana que siempre necesitan este tipo de productos. 
Teniendo una factura técnica a la altura de las circunstancias y una dirección magnífica, y partiendo de donde parte, el anime es poco menos que perfecto y solo quedaría hablar de los cambios que se han realizado. Y he de decir que en este sentido también me parece poco menos que modélica. No conozco las novelas originales, pero por lo que me han comentado la inmensa mayoría de los cambios se han realizado para ganar fidelidad a estas, y quizás alguna frase o algún diseño sea distinto, pero en general la opinión unánime de internet es que prácticamente han clavado la primera novela actualizando los aspectos más anacrónicos. Naturalmente poco se puede hacer con la poca presencia femenina en la serie, pero por ejemplo si han conseguido que el diseño tan "alemán del siglo XIX" del Imperio -o de la guerra en sí- no parezca tan extraño. Las batallas se han actualizado con la incorporación de los ordenadores y unos diseños muy trabajados que se extienden al interior de las naves, que ya si parecen futuristas por muchos detalles retro que tengan. Además, incluso narrativamente se ha solucionado ese horror que era la toma de Isenhorl y que me parecía lo peor de la serie original (tenemos todavía alguna escena rara como la de los aspersores o cuando le da el ataque a cierto militar, pero no se puede pedir todo).
En general, una puesta al día maravillosa, con unos niveles de calidad con los que creo que solo nos atrevíamos a soñar. Una serie que deja muy atrás las definiciones de perfección u obra maestra del medio para reclamarlas como obra de cultura en general. Como en el caso de la original, una serie no ya recomendable si no de obligado visionado por como hace crecer al espectador.

10 comentarios:

Kururin dijo...

Pues sí, aunque solo llevo unos 5 episodios ha tirado por tierra los muchos prejuicios iniciales. Es emocionante y con entidad propia a la hora de adaptar cuando lo fácil habría sido un refrito. No creo que me decepcione lo restante.

Pronto podremos resarcirnos con la siguiente temporada de un proyecto que anhelo duradero, más aun si el tempo es a novela por tanda. E igual que ocurre con otro remake glorioso, el de Yamato, primero se exhibe en salas por recopilatorios antes que por televisión. Ojalá venda lo suficiente en físico para hacerlo posible.

Por cierto, Ryō Horikawa es Vegeta...¡y Shun de Andrómeda!

Jhon Kei dijo...

Esta reseña la estaba esperando más o menos desde que terminó la temporada pasada.

No tenía ningún entusiasmo por esta serie a medida que más sabia de esta nueva adaptación (diseños del mangaka que hizo Kuroko no Basket, uso del 3D, cambiar a seiyuus que habían participado en el cast original por razones que escapan a mi entendimiento)...Y aquí tenemos a, probablemente, el mejor anime del año (siendo solo un prólogo).

Para no extenderme demasiado voy a centrarme en los pocos cambios palpables de esta nueva adaptación con respecto a la anterior:
a) Uso del 3D. Personalmente, creo que la serie sale ganando con el empleo de la nueva tecnología de una manera sencillamente sublime con todas las batallas espaciales con fondos repletos de incontables naves (a diferencia de antes que había que dibujarlas a mano y se notaba que se reciclaban de escena a escena).
b) La toma de Iserlhon. Este caballo de troya era una cosa terriblemente simple, donde solo se "justificaba" en la doble unidad de mando (siglo XXXVII y seguimos usando diskets, como se muestra en el episodio 40 de la original, así que quien dice que no seguiremos cometiendo errores básicos de administración de empresas) y la idea de que "era tan imposible tomarla" que nadie esperaría que intenten tomarla con una nave de exploración. En esta esta mejor, pero no deja de ser una escena muy cuestionable (al menos con el agregado del riguroso control, que estaba apunto de dar resultados, previo a que citen a los tripulantes se hace un tanto más plausible).
c) Nuestro querido "dictador". Representado casi de manera satírica con una toga griega imponiendo el orden con su dinero en su pequeño planeta protegido con unos anillos que le había comprado a Phezan. Que al final lo asesinan como a todo emperador romano que ose gobernar pisoteando a su pueblo. ¿No les encanta como el Mejor Anime de Todos los Tiempos tiene lugar para la comedia sin gracia y que da vergüenza ajena? Acá es representado como un noble idiota que golpea a sus subordinados sin titubear, quien es derrotado con una promesa de Kircheis. Es una escena mucho más acelerada que la original, pero en la original era tan poco necesario (más allá de que Siegfried consigue así un ascenso importante para los arcos venideros) que casi que agradezco que lo hayan recortado todo lo posible.

Por lo demás, no hay mucho que agregar más allá de una pequeña disculpa a aquellos que hayan comenzado por aquí y tengan que esperarse a las películas para saber como sigue la historia. Pero la original ya es una historia terminada (con un epílogo más largo de lo que me hubiera gustado) y pueden ir a verla en Hidive en inglés.

Anónimo dijo...

apuntadísima!

Darkking91 dijo...

A mi me ha gustado bastante, por mucho que Ryo Horikawa ES el puto Reinhard, aunque al volver no sería lo mismo, cosa de ver caps en japo de DBZ y DB Super, pero Miyano es bastante digno.
De hecho para acercarse a la obra me parece esta una aproximación mucho más agradable de cara al espectador, soy de los que dicen vean esta y si les gusta de cabeza a las ovas. Pero es una lastima que no vayan a adaptar todo, pero quién sabe, si las pelis salen bien tal vez saquen más. Aunque no me parece un producto particularmente comercial.

Anonimatus dijo...

Ahora me entero que han hecho un remake de la serie.

Me pregunto si la trama original recibirá algún cambio significativo como ciertos personajes sobreviviendo y la inclusión de alguno nuevo.

eter dijo...

Kururin, creo que pierde un poco en la incursión de la Alianza en el Imperio, ahí se nota algo torpe... pero nada especialmente grave.
Los remakes son una excelente noticia considerando como es la industria del anime, hay auténticos clásicos que no pasaría nada porque rehicieran cada 20 años... aunque solo fuera para acercarlos a nuevas generaciones.

Jhon Kei, es que a priori no pintaba bien la cosa, es un material dificil de adaptar y uno ya se veía un festival de bishonnen con poca carga política... y ha sido una más que digna adaptación que ha dejado contentos a los fans de la antigua y ha enganchado a mucha gente. Más no se podía pedir.
Lo de los seiyuus yo lo veo normal, muchos han muerto, y otros están viejos y sus cuerdas vocales no dan para las edades que tendrían que interpretar (aún recuerdo el dolor que era oír a la pobre dobladora original de Usagi en el remake de hace unos años (y es una tía que me encanta, pero no tiene voz de niña ya... así que espero que si la serie continua tampoco la reutilicen para su papel de la serie original XD))
Las batallas, como dices, han ganado mucho con el uso del 3d y la espectacularidad que ello ha propiciado... y afortunadamente no se han perdido "los bloques" de naves que tan bien servían a la estrategia.
Iserlhorn o el interior de las naves con monitores... verdaderamente se necesitaba ese pequeño "update", toda la ciencia ficción siempre envejece muy mal en ese sentido.
La escena del dictador es un poco forzada, pero bueno, viene bien para ensalzar a Kircheis y mostrar lo absolutamente corrupto que estaba el régimen del Imperio. Es mejorable, por supuesto, pero como dices casi funciona a nivel de gag cómico en una serie extremadamente seria.

Anónimo, es la serie más digna de apuntar que vas a ver nunca XD.

Darkking91, tanto MIyano como Suzumura están lejos de las voces originales, pero creo que ambos hacen un buen papel... me cuesta más alguna voz como la de Schönkopf, pero ahí también entra el diseño del personaje.
A ver si tras las películas se animan a continuar adaptando material, porque sería una pena que se quedasen donde creo que se van a quedar.

Anonimatus, esta temporada apenas cubre la primera novela, con lo que no llegan a esos grandes momentso que mencionas. En todo caso, parece que el tratamiento es excepcionalmente fiel a las novelas.

Hugo Camilo dijo...

Voy en el capitulo 7. No me ha enganchado totalmente, pero admito que el sentido de estrategia si me ha llamado mucho la atención. Me cuesta un poco es dimensionar las pérdidas humanas, que se saben por miles, pero se sienten como si solo cayeran 2 o 3 personas. Aunque es medio spoilers para mi, de la entrada y los comentarios, se intuye que la serie son muchos años y protagonistas diferentes? Algo así como Fundación de Isaac Asimov? (es que de hecho, casi siento que esto fuera una adaptación de esa serie, acabo de entender porque la sentía tan familiar)

eter dijo...

Más que miles son millones, hay auténticos genocidios en la serie... pero claro, se ven desde la óptica de los grandes líderes (en ese sentido la serie avanza bien, pero claro, en esta versión no va a llegar a cubrir esos otros enfoques).

Hay muchos protagonistas, pero no diría que se trate de una serie generacional aunque algunos mueran y luego sean reemplazados por otros. En verdad toda la serie original no transcurre en algo más de 7 u 8 años.

La comparativa con Asimov es muy acertada. No llegamos a ver "psicohistoria", pero el que Wenli sea un historiador apunta un poco en esa dirección y da juego para analizar socialmente muchas cosas.

dececon dijo...

Pues a mí, aún gustándome, algo no me ha acabado de atrapar como en la serie original. Igual ha sido ver un episodio por semana y no de manera más continua como hice con la otra.

eter dijo...

Hombre, la comparación es muy injusta, habría que compararlo sólo con los 12-13 primeros episodios de aquella serie.