miércoles, octubre 31, 2007

Happy, happy helloween

Helloween - Gambling with the devil

Helloween llevaba mucho tiempo de capa caída. Desde que, allá por el 98, lanzaran el expléndido "Better than raw" habían lanzado tres discos que, si bien no pueden considerarse malos, si eran decepcionantes. "The Dark ride" era muy oscuro, "Rabbits don´t come easy" tenía unos sonidos extraños y "Keeper III" sencillamente te predisponía a odiarlo solo por el nombre. "Gambling with the devil" es un disco distinto a estos, es un disco tradicional. No hay experimentanción alguna, es... sencillamente Helloween.
Evidentemente, la banda germana ha evolucionado, y es más evidente aún que sin la voz de Kiske y el talento de Hansen en la composición los tiempos de los Keeper no regresaran. Los Helloween de ahora son más duros, más oscuros, se trata de un metal menos espectacular y más sobrio. Más basado en tonos graves y bajos que en agudos y estridentes. Particularmente prefiero su época dorada de los 80, pero ni siquiera Gamma Ray mantiene ya ese tono tan alegre y espectacular en sus últimos temas. No obstante, este disco es muy bueno.
Todas las canciones son buenas, y todas son parecidas y distintas a la vez. No hay experimentos, es un sónido ya muy consolidado, elaborado y sólido. La voz de Deris es quizás lo que más se resiente de todo, pues aunque el cantante lo hace muy bien y no soy uno de sus detractores, la edad ya no perdona y su voz no esta cerca de los tonos que mostraba en sus primeros discos con la banda de las calabazas. Las guitarras se muestran poderosas y nos regalan grandes solos. La batería y el bajo mantienen la importancia que tenían en los últimos discos (y en esta ocasión incluso recuperamos los solos de bajo al más puro estilo "Eagle fly free"). A nivel de coros y otros instrumentos (en especial piano), el album muestra una grandilocuencia y perfección exquisitos. La producción del disco es magnífica.
Pero hablando de lo importante, o sea, las canciones, me encuentro ante el disco de Helloween que más me ha gustado en la última decada y uno de esos raros discos en los que no "le doy para delante" a ninguna canción. Canciones como "Kill it" o "I.M.E" tienen una dureza espectacular, pero siguen siendo power metal y tienen al mismo tiempo un ritmo y un sónido rápido y ligero (auténticos himnos para conciertos con sus bestiales estribillos)"Heaven Tells no lies" y "The saints" muestran esa extraña épica ligera que la banda germana ha mostrado en sus últimos discos, canciones largas y elaboradas donde vemos una gran suceción de estilos mismos musicales. "Fallen to pieces" y "As long as I fall" son canciones lentas y tristes, pero llenas de energía y tan terriblemente elaboradas como el resto del disco. Y luego incluso tenemos canciones como "Dreambound", sencillamente magistral, y la grandiosa "Final Fortune", todo un temazo de Happy Metal que no desentonaría en uno de los Keepers originales.

4 comentarios:

Mushi dijo...

Que desenganchada estoy últimamente del metal. Ni sabía que Helloween había sacado disco nuevo. De todos modos a mí es que excepto canciones sueltas de un disco y de otro, los únicos que de verdad me han gustado fueron los primero de Keeper. Que tiempos aquellos :p Me pregunto si volverán a tocar por aquí ahora que tienen disco nuevo...

eter dijo...

los tiempos de los keeper hace mucho que pasaron. Tuvieron un repunte con el Master, el The Time y el Better, pero los Helloween actuales hacen una música muy distinta a la antigua. Siguien siendo muy buenos y sacando algunas canciones magistrales, pero los tiempos del Happy Metal ya pasaron para ellos.

Hay 5 conciertos anunciados para España en Enero. Lo bueno es que la gira es de ellos con Axxis y... GammaRay. Esta más o menos confirmado que en los conciertos Kai Hansen se unirá a su antigua banda para alguna que otra cancion (i want out, future world...)

Mushi dijo...

Jo, ¿no más canciones como Rise and Fall? Eso sí que era Happy Metal XD.

Apuf, pues si cantan esos clásicos en los conciertos... buf, aún recuerdo lo que me emocioné con el I want out y el Dr. Steiner del concierto suyo al que fui...

Pues nose, supongo que escucharé sus últimos cd's, pero es que tengo la impresión de que será como escuchar otra banda nueva o algo, y nose, me da cosa ^^U

eter dijo...

son distintos si. Más duros y graves. A mi de este último disco unicamente "Final Fortune" y "Dreambound" me parecen temas "happy". Aunque igualmente me parece un disco más que decente.