domingo, enero 27, 2008

Tremendo

La familia de Pascual Duarte

Buscando información sobre este libro he visto que dicen que inagurá el "tremendismo", un género cruel y duro que retrata una sociedad terrible, brutal y desesperada. Lo veo bastante acertada. Esta novela me ha recordado en cierta manera a "crónica de una muerte anunciada" por su descripción de una sociedad arcáica basada por completo en conceptos como el honor y la tradición, con la diferencia de que aquí esa tradición es mayor y la violencia es verdaderamente el único recurso que los protagonistas conocen. Y por supuesto la magia que García Márquez imbuye a sus novelas aquí esta muy lejos siquiera de sospecharse.
De Cela leí hace ya casi una década "La colmena", novela que me pareció sobresaliente a todos los niveles posibles. "Pascual Duarte" es mucho más amarga y dura, pero la iguala en calidad. No soy un gran fan de la literatura "española", y basicamente cuando veo las descripiciones de las tramas que suelen escribir los escritores actuales se me quitan las ganas de leerlos. El panorama de las letras españolas actuales... sinceramente lo desconozco, pero creo que el hecho de que no sean capaces de atraer a un lector relativamente normal como soy yo ya da buena muestra de su estado. No obstante, hay excepciones, autores que se han ganado su nombre, que no eran nadie y consiguieron vender libros a fuerza de la simple calidad de sus obras. Cela es uno de esos hombres, sus argumentos no me gustan, pero sus libros estan, sencillamente, maravillosamente escritos.
"La familia de Pascual Duarte" me sorprendió primero por su complejidad; la historia no se narra linealmente y, verdaderamente como si fueran una memorias, la estructura de la trama es pasioanl y autobiográfica. La prosa usada por Cela es compleja y rebuscada, pero no pedante, el protagonista usa muchas comparaciones en sus descripciones pero todas ellas son muy comunes y casi parecen resaltar su analfabetismo. La descripición psicológica del protagonista es terrible, mostrando en ocasiones momentos de belleza y delicadeza notables, pero tomando siempre la peor decisión posible en cada momento. Decisiones tomadas por un ambiente terrible, opresor y agobiante, ambiente que odia pero del que no puede escapar pues él mismo se ha convertido en él. Así pues, sus terribles crímenes parecen casi inevitables y uno casi se apiada de un protagonista evidentemente avergonzado que no quiere otra cosa que vivir en paz. La descripción de esa España interior de primeros de siglo, esa España anclada en tradiciones de honor y religión, esa España pobre y miserable donde era imposible soñar es sencillamente tan magistral como lo era el Madrid de post-guerra que veíamos en "La Colmena".
Historia al margen, es imposible no mencionar el estilo narrativo de Cela. Este hombre juega con el tiempo de una manera magistral, reflejando en número de páginas la importancia de los momentos del protagonista (su infancia y sus momentos felices apenas son unas pocas cuartillas, sin embargo los instantes en los que comete sus crímenes son increiblemente lívidos). Además hace un uso perfecto de las elipsis narrativas e incluso se deja el final por narrar, dándonos de él sólo constancia por terceros y por el arrepentimiento del protagonista.
En resumen, si bien no es una novela "fácil", si tiene una calidad excepcional.

7 comentarios:

Carboanion dijo...

Tras leer Mazurca para dos muertos y Madera de boj, que son dos libros que se parecen bastante entre sí, muy borracha me tendrían qeu pillar para que yo leyese algo más de Cela... No es que no me fíe de tu criterio, es que con lo que he leído de él ya tuve bastante :S

eter dijo...

...

yo de Cela solo he leído La Colmena y Pascual Duarte, y ambos me parecen muy buenos, pero también muy duros. El estilo de Cela es muy particular y, ciertamente, veo muy fácil que si la historia no esta inspirada el libro sea un coñazo supremo.

Pero bueno, al final todo se reduce, como siempre a los gustos. A mi estos dos libros me han encantado, pero si ya has probado algo de Cela y no te ha gustado... debes hacerte más caso a ti misma que a un murciano anónimo.

Yue Denna dijo...

Este libro me sorprendió en que se me hizo mucho más corto de lo que esperaba. Si he de ser sincera, diré que no tenía muchas espectativas en él, porque la novela naturalista suele dejarme un regustillo a "desolación cutre", y la verdad me deprime mucho. Pero Como dije antes, la familia de Pascual duarte se me hizo muy llevadero y a las veces cómico, a pesar de tener muchos detalles muy desagradables. Bueno, en conclusión, no me arrepiento de aberlo leído.

Yue Denna dijo...

perdón por esa "H" final...

eter dijo...

ufff... esa "h" duele XD

Pascual Duarte es, verdaderamente, un libro tremendo por sus contrastes. El protagonista tiene dos personalidades, una simple, reflexiva incluso, que sólo quiere ser féliz y que disfruta con pequeñas cosas; y otra, brutal, que por desgracia se apodera de él en los momentos más inoportunos.

Gerard dijo...

Yo tuve que leerlo en el instituto hace tiempo y, aunque la literatura de obligación no suele ser lo imsmo, me gustó por la naturalidad de Cela al expresarse y al narrar. Se me hizo ameno de leer porque la historia tenía, pese a no ser la más emocinante del mundo, cierta agilidad y sadismo puntual y nada gratuito, muy bien llevado.

eter dijo...

A mi me obligaron a leer la Colmena, que es otra joya, pero más digerible que esta, que es dura a más no poder.
En todo caso, poco que me guste ponerme de parte de los autores españoles (tendría que puntualizar sobre los actuales conocidos) no tengo queja alguna con lo leido de Cela.