viernes, mayo 21, 2010

Cuando éramos niños

One Piece 585 - La copa del hermanamiento

Felicidad y nostalgia. Muchas son las lecturas de este capítulo de One Piece, y hay pequeños apuntes para el futuro y el habitual giro de guión de Oda, pero por encima de todo este capítulo transmite felicidad como pocos lo han hecho en la serie, como sólo los flashback son capaces de conseguirlo. Y tras la muerte de Ace resulta más doloroso aún leer un capítulo como este, repleto de pequeñas escenas que nos muestran el hermanamiento de Luffy y Ace (y Sabo) y la felicidad de su infancia, unos tiempos que ya no volveran.
Pero como comentaba, el capítulo tiene como siempre muchos matices. Esto es One Piece y Eiichiro Oda es ecologista y no tiene por costumbre desaprovechar páginas.
Luffy entrenando es algo inusual pero siempre de agradecer, y aquí le vemos practicando el "Gomu gomu no mi" y fracasando estrepitosamente. La forma de entrenar de Luffy siempre ha sido muy de inspiración, y la Gear 2 le salió bien, pero el Molinete de Arlong Park no puede ser contado como un gran triunfo. Verle practicar sus técnicas y aprender a usar sus poderes es algo bastante bonito. Y esto además nos lleva a Ace y su considerable fuerza, me gusta como Oda ha conseguido que derrote a Luffy y las peleas de niños que esta plasmando en esta saga. No me gusta tanto, no obstante, el caracter de "rebelde para demostrar al mundo que existo" de Ace, ayuda a comprender un poco más el posterior enfrentamiento con Akainu o su persecución de Teach, pero me parece que Oda esta siendo algo tramposo y repitiéndonos demasiado algo que creo que ya ha dejado claro en la serie. Es un rasgo de Ace muy importante y creo que Oda quiere remarcarlo de sobremanera para justificar, de alguna manera, su muerte. Este caracter pendenciero y esa necesidad de mostrar su valia siempre han estado en Ace y encuentro coherente que ahora esten presentes, e incluso que lo esten de sobremanera al no dejar de ser el Ace que ahora vemos un niño de 10 años, pero no termina de gustarme.
Y Ace quiere mostrar al mundo quien es y eso le lleva a querer ser pirata, como sus dos amigos, y ante la certeza de que cada uno de ellos será capitán surge la necesidad de establecer un lazo entre ellos inquebrantable, y ese enlace vendrá dado por una de las escenas más importantes y hermosas de la serie: la bebida de hermanamiento.
La felicidad de este momento y la pureza los sueños infantiles convierten este vínculo de alcohol en un lazo más fuerte que la sangre. "Siempre seran hermanos". Determinación absoluta. Fé y confianza en los otros. Y todo ello con un gesto simple pero terriblemente poético y romántico. Una escena deliciosa que ya fue presentada con una magia increible durante la saga de Marinford y que ahora vemos ampliada.
Y ahora no sólo Luffy es el hermano de Ace y Sabo, ellos son también sus hermanos, y eso conlleva que pasan a ser parte de su vida y a integrarse en el pequeño círculo de amigos del protagonista. Ace y Sabo, dos rebeldes solitarios, encuentran a través de Luffy un vínculo con el resto del mundo al mismo tiempo que Luffy encuentra una válvula hacie el mundo "exterior". Luffy ha curado a Ace y Ace ha curado a Luffy. Garp, a su manera, ha conseguido sus propositos. Y vemos entonces a los tres hermanos jugar, bañarse juntos, perseguir monstruos, robar (¡dejando créditos!), hacer perrerias y, sencillamente, ser niños. Escenas como la de Garp saludando a su pequeño grupo de bándalos y después apaleándolos, o ver a la dulce Makino vestir a los rebeldes Sabo y Ace constituyen toda una delicia. Y estas escenas, además de transmitir felicidad y nostalgia, también nos dejan ver a Dadan en compañía del alcalde. Extrañaban las menciones del alcalde a Dadan cuando ni mucho menos parece un defensor de los bandidos, Dadan aún tiene bastante que decir en esta saga.
Pero evidentemente el gran protagonista del capítulo no es otro que Sabo. No contento con mostrarnos como habia tapado parte del juramento de la bebida en el miniflashback de Marinford, Oda se descuelga ahora con el hecho de que Sabo sea un noble.
Lo de Sabo sigue oliendo mal, en el presente Luffy y Ace no parecen tener otro hermano lo cual indicaría una muerte o un abandono-traición considerable. Teniendo en cuenta la promesa de Ace de no morir creo que aún nos queda por ver un acontecimiento muy dramático que seguramente conllevará la muerte de Sabo. Oda ha presentado un país entero y no creo que sea por nada, y la sombra de los Tenryuubitos aún está en el aire.
No obstante, esto es One Piece y no deja de haber posibilidades de que Sabo sobreviva. Ha declarado abiertamente que tiene un sueño, y eso siempre es un "indicador de alto porcentaje de nakamidad", pero en este caso no es algo que termino de ver (Sabo quería ser su propio capitán y, caso de entrar en la banda, tendría un vínculo demasiado profundo con Luffy, lo cual sería bastante extraño y casi contraproducente para la serie). Quizás dentro de 200 episodios reaparezca como un hombre casado con una tenryuubito, o quizás sea el ayudante de Vegapunk. Pero particularmente de momento no me uniré a la campaña "Sabo for nakama" y continuaré apoyando la candidatura de Boa.

11 comentarios:

Smith - Corona dijo...

Este ha sido uno de esos extraños casos en que la decepción viene al pasar del spoiler al capítulo. La idea de un Sabo tenryuubito era muy tentadora. Pero tengo la esperanza de que siga vivo. Que los intentos de sus padres de promocionar se cumplan y acabe adaptándose a su nuevo estatus de Noble Mundial. Que aparezca no como miembro de los Sombrero de Paja, si no como un enemigo de Luffy.

Supongo que Oda se siente obligado a justificar la muerte de Ace. Aunque ya en su mini-historia mostraba ese carácter que le hizo descubrirse en la base de la marina, precisamente cuando uno de los marines se burlaba de Barbablanca.

Por lo demás, el capítulo me ha gustado mucho. No cuenta una gran historia, pero ver a los hermanos crecer es un me ha parecido muy disfrutable. Luego esta esos pequeños guiños que mencionas, sobre todo "La cuenta del tesoro" que ya aparecía en el primer capítulo con Makino.

knil dijo...

yo también creo que algo le pasará a Sabo, pues es muy extraño que haciendo el juramento de hermanos, no aparezca durante el juicio de Ace. Y como bien dices, o lo matan, o los traiciona... Creo XD

eter dijo...

Smith - Corona, muy buenos apuntes los del vale y la mini-historia de Ace. Tengo que releerme todo lo "pre-Water 7", que lo tengo muy olvidado XD
Es cierto que, con lo que los spoilers parecían indicar el miércoles al final todo se quedó un poco en decepción. Pero los Tenryuubito siguen estando por ahí, asi que supongo que Oda los usara para algo.
En todo caso, el drama parece haber comenzado con todo lo de Sabo. A ver que pasa en el 586, que ya llevamos 3 capítulos de flashback y la cosa debería comenzar a animarse.

knil, este capítulo tiene como mayor conclusión que el ataud de Sabo será más caro XD

Xesu dijo...

Me ha encantado este capitulo. Sabo ya no huele tanto a cadaver después de esto. Oda juega con nosotros como le da la gana y yo lo agradezco muy mucho. Con Sabo pueden pasar lo que ya pronosticas en tu entrada: que este flashback se estire con tragedia o que corte en breve y pueda existir la posibilidad de un Sabo vivito y coleando (¿ejerciendo como noble?). Te doy la razón en que si estuviera vivo podría resultar algo tramposo que no se mencionara nada sobre él y menos tras la muerte de Ace. De todas formas in Oda we trust.

Por otro lado, puto Garp xD Menuda forma de saludar a los crios jaja Y el alcalde ya reñía a Luffy por aquel entonces xDDD Makino es amor.

Veo amigo que no desistes con Boa como candidata a nakama xDDD

eter dijo...

Sabo como un nuevo elemento a la prometedora saga de las islas submarinas estaría bien, pero ciertamente sería algo de trampa por Oda. Verdaderamente Ace y Luffy siempre se han tratado como si estuvieran solos y "el incidente de Sabo" que Ace menciona en su muerte parece ser el acontecimiento definitivo que los "hermanó" (por decirlo de alguna forma).

Y Garp es dios, y Makino es amor en estado puro, y yo siempre estare del lado de Boa XD

Panxo dijo...

la discriminacion con una dureza apabuyente brota como agua cuando se mencionan solamente los tenruubito...la disgregacion de ese reino esta bastante bien explicada en unas cuantas hojas, y como siempre va en contraposicion, a esa feliz niñez, entre robos que me ha sacado unas cuantas sonrisas.
Por otro lado el sacrificio de Sabo, se puede entender mejor su peso, cuando ya cmprendemos que el principal y quizas unicop tesoro en esta serie es la libertad y esa especie de hermandad, aunque suene trillado..jajaa...por lo demas..buena reseña eter...pense que te saltarias este capitulo en esta ocasion.

yue_sayuri dijo...

Personalmente creo que lo que iba a pasar en este episodio era de prever. Nos queda la duda de que ha pasado posteriormente con Sabo, pero conociendo a Oda nos lo puede mostrar en el siguiente capítulo como en uno de aquí a doscientos...

Yo sigo apostando por una nueva nakama. Mis requisitos son: mujer-pez, fea y que esté perdidamente enamorada de Sanji ^^

eter dijo...

Yo supongo que lo de SAbo si lo veremos. Esa escena de Luffy diciéndole a Ace que pensaba que iba a morir va a caer en el flashback si o si (así como la promesa de Ace de no morir y alguna frase con la que se cerrara con una sonrisa amarga todo).

Mi apuesta de nakama triton era algo así como una "tom-san" en femenino (claro que no le había añadido el componente obsesivo para con Sanji). Pero también apostaba por Ace como tripulante... y me temo que eso va a ser que no.

eter dijo...

La respuesta anterior era para Yue_sayuri.

Panxo, no se por qué, pero no me aparecías antes. En fin...
El reino esta escalonado como él solo y vemos una ciudad de nobles y a apenas un kilómetro un vertedero donde viven personas. Oda esta muy político y social últimamente y esta claro que todo esto va a explotar pronto (tal y como estan las cosas no me extraría ver revolucionarios incluso).
El sacrificio de Sabo es... normalito, dentro de lo que cabe es bastante tópico y particularmente aún no tengo mucha sintonía con el (por ese olor a madera de ataud que desprende), claro que es normal si tenemos en cuenta el tiempo que lleva en la serie.

Pennywise dijo...

Lo que queda claro es que no todos los nobles llevan pecera en la cabeza xD
Y esas escenas sin bocadillos, me parecen muy tiernas y divertidas(ese Garp es tremendo)

eter dijo...

Yo creo que la familia de Sabo son más "nobles pardillos". Como unos mercaderes con mucho dinero pero sin un bonito escudo con el que sellar sus cartas.
Y quizás quieran casar a Sabo con una criaja con pecera de serie para asi conseguir estatus.

Porque no creo que Sabo vaya a glorificar a su familia en el desempeño de la medicina. A no ser que... Sabo sea Hogback XD