domingo, diciembre 20, 2009

Dignificando el nekomimi

Nyan koi!

Cuando leí los primeros capítulos de este manga me enganché a esta historia sencilla y no demasiado original, pero bien narrada y con un dibujo increiblemente limpio y agradable. Esa sensación no ha hecho si no aumentar conforme he leído algo más de este manga y conforme he visionado su agradable anime.
"Nyan koi!" no pretender ser al manga lo que Newton fue a la ciencia o las Américas a los mapas mundi, es un anime carente de pretensiones. Una clásica historia de harem que, no obstante, muestra un poco de luz en este aciago género. Tenemos un protagonista que no es retrasado, y un grupo de chicas bastante carismático donde hasta los tópicos la hacen mejorar. El grupo protagonista es simpático y en ningún momento se hace cargante, y luego la maldición felina del prota es un recurso que se revela como fantástico para evitar caer en la monotonía y darle una pequeña y cómica vuelta de tuerca a lo habítual en el género. El dibujo y el diseño de los personajes es alegre y esta lleno de vida, y además nos encontramos con una animación sorprendentemente alta para lo habítual en el género. No es este un anime que revolucionará el mundo, pero se ve agradablemente y el hecho la cantidad de animes que han incidido en el nekomimi mode y ese absurdamente gigantesco fetiche que los japoneses tienen por los gatos me hacen valorar de sobremanera un anime que vive de él y lo parodía al mismo tiempo.
Echo en falta el arco de los yakuza y algún que otro gran momento del manga, y echo también en falta más cámara para las gemelas, pero en general los animadores han conseguido una adaptación bastante fiel de la historia original. Los personajes tienen un peso en la serie bastante equilibrado, el estilo ligero e inocente del manga se ha mantenido y las concesiones al echii fácil han sido pocas y han cumplido verdaderamente con su objetivo cómico. Se han inventado un final bastante absurdo, que ha forzado la historia y ha acabado con un reset, pero es una de esos defectos que son poco menos que inevitables y creo que no empaña el resultado final de un anime que me ha sorprendido muy gratamente.
Para aquellos que no conocían el manga, un harem con presencia masiva de gatos parlantes podía resultar inmediatamente descartable, pero bajo tan horrible contexto se encuentra una serie agradable y divertida, con una historia que quizás no sea un prodigio de guión, pero que esta bien contada y dibujada. Un anime que no pasará a la historia, pero que si recordaré con una sonrisa en los labios.

4 comentarios:

knil dijo...

La verdad es que no me ha disgustado, al menos aún contamos con el manga, pues se hace bastante cortito, igualmente, coincido en que los animadores han hecho un buen trabajo ^_^

eter dijo...

A mi es un manga-anime que me ha sorprendido muy gratamente, la historia con los gatos esta graciosa y sirve para que no se ancle en tópicos. No abusa del echii y Mizuno me cae bien -y las protas de los harem no suelo tragarlas-.
Y luego Kotone-chan es un puntazo, la cartera tiene momentos antologicos, y en general es una serie que enfoca comedia y romance bastante bien.

belldandy18 dijo...

Pues ya que llegan las fiestas y hace tiempo que no veo nada, a ver si me animo con la serie que desde que vi la preview y conocí un poco su punto de partida me atrajo =)

eter dijo...

Particularmente no me parece lo mejor de la temporada (ese lugar se lo reservo a Darker than black y Kimi ni Todoke), pero si es una serie agradable de ver.
Aunque, eso sí, es simple y sencilla y su estructura no deja de ser terriblemente episódica. Un capítulo a la semana esta bien, pero en una proporcion mayor creo que no se digerirá tan bien.